Muere el exrey de Grecia Constantino II, hermano de la reina Sofía, a los 82 años

Constantino II, junto a su hermana, la reina emérita Sofía, en una imagen de archivo hace años
Constantino II, junto a su hermana, la reina emérita Sofía, en una imagen de archivo hace años

Constantino II, junto a su hermana, la reina emérita Sofía, en una imagen de archivo hace años

El que fuera rey de Grecia Constantino II, hermano de la reina Sofía y tío de Felipe VI, ha fallecido este martes a los 82 años en el hospital privado Ygeia de Atenas, donde había sido hospitalizado la semana pasada.

Junto al exmonarca se encontraba desde hace días toda su familia, incluidas la reina emérita y su otra hermana, Irene, quienes habían acudido desde España para estar junto a él en sus últimos momentos de vida, como informa EFE. Por el momento se desconoce la causa oficial de su deceso.

Constantino de Grecia, que reinó como Constantino II, fue el último monarca del país heleno y ocupó el trono entre 1964 y 1967, cuando fue exiliado tras un pronunciamiento militar, aunque la figura de rey la mantuvo hasta 1973.

Alcanzó la jefatura de Estado muy joven, con 24 años y gozando de gran popularidad, ya que había logrado el oro olímpico en vela en los Juegos de Roma, un hito para el deporte griego que por entonces llevaba más de medio siglo sin una medalla de oro en unos Juegos.

Pero su llegada al poder se truncó de inmediato. El desencanto social fue a más y acabó por volverse irreversible a medida que avanzaba su polémico mandato, que condujo a la proclamación de la república unos meses después de la caída de la dictadura de los coroneles. Esa proclamación llegó en 1974, tras un referéndum en el que el 69,2% de la población optó por la república.

Sin embargo, Constantino nunca reconoció el resultado de esa consulta vinculante, pese a ser la condición que le había impuesto el Estado griego para permitirle regresar a su país natal tras ser expulsado, junto a su esposa, tras la caída de la Junta de los Coroneles en 1974.

Los desencuentros entre el exmonarca y la jefatura del Estado tras él fueron a más y en 1994, el Gobierno socialista de Andreas Papandreu retiró la nacionalidad griega a la familia real y le expropió sus bienes. Ocho años después, en 2002, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos condenó al Estado griego a indemnizarle con 12 millones de euros por los bienes confiscados, como detalla EFE.

El deceso se produce casi una década después de su retorno definitivo al país, producido en 2013. Hasta entonces, visitaba Grecia de forma privada, sin ningún carácter oficial y como invitado esporádico en los yates de los grandes armadores griegos. Nunca apareció en público en aquellos años.

Related...