Movilidad y escuelas: el dato equivocado de Alberto Fernández durante un acto en Rosario

José María Costa
·4  min de lectura
La curva de casos de chicos de 0 a 19 años en el área metropolitana por fecha de diagnóstico.
covidstats

“Cuando decidí suspender las clases presenciales, fue porque, en el término de 20 a 30 días, la curva de crecimiento de casos de chicos entre recién nacidos y los 19 años era del 200%. ¿Me hago el distraído? ¿Miro las encuestas? Llamo a los que saben”, dijo este mediodía Alberto Fernández desde Rosario en un acto.

El mandatario explicó: “Y los que saben me dicen que cuando ponemos en funcionamiento el sistema educativo, la circulación crece entre un 25 y un 30%. Es decir, un tercio más. Esa circulación lleva virus encima y multiplica los contagios”.

De las dos afirmaciones del mandatario, la de la suba de contagios en chicos de 0 a 19 es correcta, mientras que la otra no se ve reflejada en los datos disponibles de movilidad.

El dato correcto

En el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), según los datos publicados en el Dataset del Ministerio de Salud de la Nación, se observa una suba del 191% en los contagios de chicos entre 0 y 19 años con residencia en la ciudad y los 40 partidos bonaerenses que la rodean, entre el 1° y el 30 de marzo. En ese período de tiempo, los chicos infectados pasaron de 318 diarios a 928 diarios. Incluso, los días posteriores al fin de semana largo de Semana Santa, los casos en esa franja etaria llegaron a 1578.

La curva de casos de chicos de 0 a 19 años en el área metropolitana por fecha de diagnóstico.
covidstats


La curva de casos de chicos de 0 a 19 años en el área metropolitana por fecha de diagnóstico. (covidstats/)

El dato incorrecto

Sin embargo, la afirmación del Presidente sobre la movilidad no se ve reflejada en los datos relevados por el Índice de Movilidad Ciudadana (IMC). Esta herramienta de medición fue creada cuando en la Argentina se llevó a cabo uno de los confinamientos más largos del mundo, donde el acatamiento a las restricciones quedó bajo la lupa y una de las maneras de comprobar el cumplimiento fue a través del monitoreo de la movilidad.

LA NACION analizó y actualiza a diario el IMC, que fue desarrollado por científicos de la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM) y data scientists del equipo de Big Data de Telefónica Movistar para identificar el flujo de circulación en todo el país.

Para la confección de este indicador, los investigadores tomaron como base más de 10 millones de líneas de celulares con información agregada y anonimizada proveniente de la propia red de la compañía de telefonía, que garantiza la protección de los datos de las personas, y midieron cada 30 minutos el movimiento de las líneas a lo largo de cada día, a través de la triangulación por radio bases. Esto incluye movimiento en vehículos como a pie.

De esta forma, se logró obtener un número base como unidad de medida identificado con el 1 -que expresaría el 100%- para conocer cuál es el ritmo habitual de los diferentes lugares. Por encima de 1, el movimiento es superior al promedio de movilidad normal y, por debajo, muestra una reducción.

Al analizar las afirmaciones que hizo Fernández, lo que se demostró según este indicador es que la variación cuando comenzaron las clases fue menor al 1% y que, a partir de las restricciones de las últimas semanas, la baja en la movilidad alcanzó menos del 10% en promedio para un día pre pandemia.

Por ejemplo, en el caso de la Ciudad, el 10 de febrero, una semana antes del regreso a clases, el IMC era del 0,75. Esto significa un movimiento del 75% respecto a un día prepandemia. Cuando arrancaron las clases, el 17 de febrero, se llegó a 0,79 en el IMC. Es decir, subió solo 4% y no 25% como dijo Fernández. Tras las nuevas medidas, donde la ciudad no se plegó al cierre de las escuelas, la movilidad igual bajó por las otras medidas adoptadas, y el lunes pasado, el primer día con clases, se situó en el 0,70.

En el caso de todo el AMBA, ciudad y 40 partidos que la rodean, el 1° de marzo fue el día que las escuelas volvieron en toda la región. El 10 de febrero, en el AMBA el IMC fue del 0,78. Mientras que el 1° de marzo llegó al 0,79. Este lunes, la cifra se ubicó en el 0,70.

Al mirar los datos solo de los partidos bonaerenses que integran el AMBA, el resultado es: el 10 de febrero el IMC fue del 0,78. Mientras que el 1° de marzo, llegó al 0,79 y el lunes, donde no hubo clases presenciales en ninguno de los partidos, bajó a 0,70.