Morena respalda a Francisco Garduño en el INM

CIUDAD DE MÉXICO, enero 29 (EL UNIVERSAL).- El comisionado del Instituto Nacional de Migración (INM), Francisco Garduño, recibió el respaldo de toda la bancada de Morena por su trabajo, luego de que el expresidente de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo, pidiera su renuncia tras las agresiones que han recibido los migrantes en la frontera sur.

Este martes, Muñoz Ledo (Morena) exigió la renuncia del director del INM tras los operativos de contención de la Guardia Nacional para impedir el paso de migrantes centroamericanos, quienes han sido víctimas de agresiones.

Al fijar su posición durante el debate de la agenda política sobre la migración en México, Muñoz Ledo dijo que hasta que Tonatiuh Guillén estuvo al frente de Migración, las cosas jalaron bien; sin embargo, su sucesor, Francisco Garduño, se debe ir.

Por esto, el coordinador de Morena en San Lázaro, Mario Delgado, juntó a distintos diputados de su bancada y emitieron un mensaje de respaldo a Garduño, quien dijo que cuenta con todo el respaldo y reconocimiento a su trabajo y a la propia política migratoria.

"Queremos decirle al comisionado del INM que cuenta con todo el respaldo y reconocimiento del grupo parlamentario de la bancada de Morena por su trabajo y a la política migratoria que lleva a cabo el gobierno de la República.

"También agradecerle que nos ha hecho una invitación para que un grupo de diputados pueda ir a las distintas estaciones migratorias y comprobar, de manera abierta y transparente, porque no hay nada que ocultar cómo está trabajando el gobierno en la atención a nuestros hermanos migrantes. Todo nuestro reconocimiento a Francisco Garduño, comisionado del Instituto Nacional de Migración, y todo nuestro respaldo como bancada de Morena", explicó Mario Delgado en un mensaje a medios de comunicación.

Por su parte, Muñoz Ledo expresó: "Yo nunca hago una denuncia personal, hasta que el compañero Tonatiuh Guillén, gran mexicano, estuvo a cargo del Instituto de Migración las cosas jalaron bien, eso de los niños congoleses, con los que yo hablaba por teléfono porque pues nadie hablaba francés en esa cárcel".

"Lo sustituyeron por un antiguo compañero de partido (Francisco Garduño) que por desgracia se dedicó a tareas carcelarias durante 12 años y es necesario que se vaya de donde está, es lo que quiero exigir a efecto de que las políticas públicas de ese nivel sean manejadas por gente responsable, no aplauden pero así es, prefiero la impopularidad, no es la primera vez que disiento, recuerden 1988, suelo disentir", explicó.

Cabe recordar que el pasado miércoles, las bancadas de Morena del Senado y de la Cámara de Diputados en la Comisión Permanente, impidieron que Porfirio Muñoz Ledo hiciera uso de la tribuna para hacer una rectificación de hechos en el marco de la presentación del Informe Anual de la presidenta de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, Rosario Piedra Ibarra.

Por lo que el expresidente de la Cámara de Diputados solicitó a la presidenta del Senado, Mónica Fernández (Morena), le diera oportunidad de hablar para rectificar hechos y decir "salvaje represión contra migrantes"; la senadora habló de que el formato ya estaba previamente aprobado, por lo que sometió a consideración de los presentes si podía hablar Muñoz Ledo.

La oposición votó a favor de que hablara (PRD, PAN, PRI y MC), sin embargo, los legisladores de Morena votaron en contra y se le negó el uso del micrófono. Por esto, Muñoz Ledo acusó que Morena no es un partido de Estado y la propia Rosario Piedra quería conocer los videos de las agresiones de la Guardia Nacional a migrantes en el sur de nuestro país.

"No somos un partido de Estado (…) no, perdóneme, no. Perdón, hablé con la presidenta y está de acuerdo que quiere conocer los hechos en esa pantalla, conocer la verdad no es de un partido con mayoría", expresó Muñoz Ledo.

Muñoz Ledo aseguró que él no sale del movimiento, más bien, "Morena se sale de mi corazón, de mi ilusión, y eso me da una pena inmensa". El diputado consideró que la crisis migratoria es "tremendamente delicada" porque sienta precedentes y nos acorta espacios.

"El ataque a los migrantes en el Suchiate estuvo lleno de actos de violencia como atestiguan los dos videos que existen y como yo mismo se los he enviado (...) No hubo ningún acto judicial que rompiese el principio de presunción de inocencia y tengo fotografías en que los amparos –que hay 114 amparos detectados– fueron rotos por los guardias y tirados al suelo. Tengo las pruebas", refirió.