Moody's sube su previsión de crecimiento del PIB de México para 2023

Foto: AFP

Moody's revisó al alza su previsión de crecimiento para la economía de México en 2023 a 3.3%, desde el 2.4% que estimaba en mayo.

Según la calificadora, el desempeño de la economía mexicana en la primera mitad del año superó las expectativas y atribuyó este ajuste a una combinación de crecimiento del gasto de capital del sector público, inversiones relacionadas con el nearshoring (relocalización de cadenas de suministro) y un crecimiento mejor de lo esperado en Estados Unidos, su mayor socio comercial.

La proyección de Moody's se ajusta por arriba del 3% que prevé el Banco de México (Banxico).

En tanto, Moody's mantuvo en 1.9% la expectativa de crecimiento para el Producto Interno Bruto (PIB) local para 2024.

Cabe recordar que el miércoles pasado, el Banco de México dio a conocer que elevó su pronóstico de crecimiento a 3% puntual para este año, y considera que podría incluso ser de 3.5 por ciento.

Esta previsión incorpora una corrección al alza desde 2.3% que tenía Banxico como estimación central en mayo.

Tras la lectura del Informe trimestral del banco central, el subgobernador Jonathan Heath reconoció que ha sorprendido el crecimiento registrado en lo que va del año.

"La actividad económica en el primer semestre de 2023 superó nuestras expectativas en varios países, incluidos Estados Unidos, Reino Unido (Aa3 negativo), Canadá (Aaa estable), Francia (Aa2 estable), Brasil (Ba2 estable), México (Baa2 estable), India (Baa3 estable) y Turquía, hasta el punto de que aumentamos nuestras proyecciones de crecimiento global en alrededor de un punto porcentual desde finales de 2022", destacó Moody's.

Moody's ajusta al alza el crecimiento de EU

En su análisis, Moody's Investors Service también ajustó su previsión de crecimiento para la economía estadounidense en el año en curso a 1.9%, desde el 1.1 que estimaba en mayo y atribuyó este ajuste al "fuerte impulso económico" que se ha registrado en el país norteamericano en los últimos meses.

Sin embargo, de cara a 2024, los elevados tipos de interés actuarán "como un freno" para el crecimiento económico, lo que lleva a Moody's a mantener su previsión de expansión del PIB del 1%.

Este viernes se ha conocido que la economía estadounidense generó 187,000 nuevos puestos de trabajo no agrícolas durante el pasado mes de agosto, una cifra superior a los 157,000 nuevos empleos creados en julio, aunque la tasa de paro repuntó tres décimas, hasta el 3.8%.

Este dato es reflejo de que el mercado laboral estadounidense sigue ofreciendo muestras de solidez y encadena 32 meses consecutivos creando empleo, especialmente en los sectores sanitario, de ocio y hoteles, asistencia social y en la construcción.

Revisa a la baja su previsión para China

Respecto a sus proyecciones para China, la calificadora modificó a la baja sus proyecciones para China en 2024, del 4.5 al 4.0 por ciento.

Aunque la agencia calificadora mantuvo su previsión de crecimiento para 2023 en 5%, se ha contemplado un escenario de "obstáculos" para que siga este nivel de crecimiento, por lo que Moody's revisó a la baja la proyección de 2024.

La debilidad del consumo interno o del sector empresarial, como vienen reflejando algunas cifras en las últimas semanas, son motivo de alerta para Moody's, que prevé un enfriamiento de la economía china.

Los organismos de supervisión financiera de China han anunciado esta semana rebajas en los intereses hipotecarios y en las aportaciones mínimas iniciales para la compra de vivienda con el fin de estimular el mercado inmobiliario, que en los últimos tiempos se está viendo presionado de manera adicional por los problemas de las promotoras Country Garden y Evergrande.

En su reporte, Moody's también advirtió que el crecimiento del PIB se desacelerará este año y el próximo en la mayoría de los países del Grupo de los 20 (G20) a medida que se hagan realidad los efectos de la política monetaria restrictiva y los préstamos bancarios sobre la demanda agregada.

Sin embargo, explicó que los riesgos de una recesión en Estados Unidos han disminuido.

La calificadora advirtió que el fenómeno de El Niño representa un riesgo para la producción agrícola, ya que podría distorsionar los precios de los alimentos.

"En América Latina, es probable que El Niño genere condiciones cálidas y secas en partes de Brasil, México, Colombia, América Central y el Caribe a finales de 2023 y principios de 2024, lo que reducirá la producción agrícola".

(Con información de Yolanda Morales y Europa Press.)