Misisipí: Secuestran y disparan a conductora de Lyft

·3  min de lectura
 (Facebook)
(Facebook)

Una conductora de Lyft fue secuestrada, perseguida a través del bosque y disparada varias veces por un pasajero que, momentos antes, había estado charlando con ella sobre su trabajo en McDonald’s, según las autoridades.

La terrible experiencia se desarrolló el martes por la tarde en Jackson, Misisipí, cuando Brandy Littrell recogió a un pasajero de Spring Lake Apartments en Byram y lo llevó a otro complejo de apartamentos en Jackson.

Littrell contó cómo el hombre la obligó a salir del automóvil antes de llevarla a un área boscosa donde la hizo gatear mientras le disparaba de seis a siete veces.

"Pensé, así es como voy a morir", le dijo a The Washington Post desde su cama de hospital.

 (Jackson Police Department)
(Jackson Police Department)

Milagrosamente, Littrell sobrevivió al ataque y dijo que esperó a que su agresor se fuera antes de llegar a un apartamento cercano para obtener ayuda.

La policía arrestó a Dontarius McGee, de 17 años, más tarde ese día y supuestamente confesó el crimen.

Fue acusado de robo de auto, secuestro, asalto agravado y robo a mano armada.

Littrell le dijo a The Washington Post que parecía cualquier otro trabajo que hubiera hecho para la aplicación de transporte cuando recogió al sospechoso en su Dodge Journey.

La mujer de 36 años dijo que el adolescente estaba hablando con ella sobre su trabajo en McDonald’s y parecía ser "como una persona normal que va a trabajar".

Ella dijo que había solicitado dos paradas en el viaje: la primera en un bloque de apartamentos y la segunda en McDonald’s.

Pero, cuando se detuvieron en la primera parada, el pasajero sacó una pistola y le ordenó que se sentara en el asiento trasero del automóvil, dijo.

Littrell relató que recordaba haberse dicho a sí misma que debía hacer lo que él dijera para sobrevivir.

“No mueras. Lo que él quiera, dáselo”, contó que se dijo a sí misma.

Littrell dijo que le entregó su teléfono y tarjetas de crédito, pero el sospechoso luego la llevó a la zona boscosa, donde le ordenó que saliera, se pusiera de frente al bosque y se arrodillara.

En este momento, ella dijo que pensaba que él solo estaba tratando de escapar.

Pero luego, "escuchó el primer disparo".

La policía dijo que Littrell recibió hasta siete disparos antes de que el sospechoso se fuera en su automóvil, dejándola morir en el suelo.

“Estoy sentada allí pensando, ‘Está bien, así es como voy a morir’”, dijo.

"Me quedé allí durante un par de minutos, y luego me di cuenta de que aún no estaba muerta".

La mujer de 36 años dijo que sus temores eran que el sospechoso tuviera su información personal, a través de su automóvil, teléfono y tarjetas, y pudiera apuntar a su familia, lo que le dio la fuerza para encontrar ayuda.

Leer más: Biden ordena a las empresas que vacunen a su personal antes de enero

Llegó a una casa cercana donde alguien llamó a los servicios de emergencia y la llevaron de urgencia al hospital.

Littrell, quien ha trabajado como conductora de Lyft y Uber durante cinco años, dijo que estaba agradecida por la "gracia de Dios" de haber sobrevivido al ataque.

 (Facebook)
(Facebook)

Un portavoz de Lyft le dijo a The Washington Post que se había comunicado con Littrell después del incidente y que el sospechoso fue expulsado permanentemente de su plataforma.

La compañía dijo que está trabajando en el desarrollo de nuevas funciones de seguridad y alertas "para ayudar a prevenir este tipo de incidentes en el futuro".

Relacionados

Lyft admite que miles de pasajeros fueron agredidos sexualmente durante tres años

Reporte de Lyft: Asaltos sexuales aumentaron en 3 años

Uber y Lyft cubrirán gastos de demandas por ley de Texas

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.