Primer ministro iraquí condena ataque a su casa por drones cargados de explosivos

·2  min de lectura
Foto de archivo del Primer Ministro de Irak, Mustafa al-Kadhimi, en una rueda de prensa en Berlín

BAGDAD, 7 nov (Reuters) -El primer ministro iraquí, Mustafa al-Kadhimi, escapó ileso de un intento de asesinato con drones en Bagdad, dijeron funcionarios el domingo, un incidente que elevó la tensión en Irak semanas después de unas elecciones generales cuestionadas por partidos y milicias respaldados por Irán.

Kadhimi apareció en un video publicado por su oficina el domingo presidiendo una reunión con los principales comandantes de seguridad para discutir el ataque con drones.

"El cobarde ataque terrorista que tuvo como objetivo la casa del primer ministro anoche con el objetivo de asesinarlo, es un ataque serio al Estado iraquí por parte de grupos armados criminales", dijo su oficina en un comunicado tras la reunión.

Seis de los guardias de Kadhimi ubicados fuera de su residencia en la Zona Verde fortificada resultaron heridos, dijeron fuentes de seguridad a Reuters.

Se utilizaron tres drones en el ataque, incluidos dos que fueron derribados por las fuerzas de seguridad mientras un tercer dron impactó la residencia, dijo la agencia estatal de noticias INA, citando a un portavoz del Ministerio del Interior.

Un portavoz del comandante en jefe de las fuerzas armadas dijo que después del ataque la situación de seguridad se mantuvo estable en la Zona Verde, que alberga también edificios gubernamentales y embajadas extranjeras.

Ningún grupo se atribuyó de inmediato la responsabilidad del ataque, que se produjo dos días después de unos enfrentamientos en Bagdad entre fuerzas gubernamentales y partidarios de partidos políticos respaldados por Irán que perdieron docenas de escaños parlamentarios en las elecciones generales del 10 de octubre. La mayoría de esos partidos tienen alas armadas.

Kadhimi ordenó una investigación sobre la muerte de manifestantes en esos enfrentamientos.

El presidente Barham Salih condenó el ataque como un crimen atroz contra Irak. "No podemos aceptar que Irak sea arrastrado al caos y a un golpe de Estado contra su sistema constitucional", dijo en un tuit.

El clérigo musulmán chií Moqtada al-Sadr, cuyo partido fue el mayor ganador en las elecciones del mes pasado, calificó el ataque como un acto terrorista contra la estabilidad de Irak.

Estados Unidos, Naciones Unidas, Arabia Saudita e Irán condenaron el ataque.

(Reporte de John Davison, redacción de Bagdad. Editado en español por Javier Leira y Rodrigo Charme)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.