El ministro de Economía admite frustración por freno de privatización en Brasil

Agencia EFE
·2  min de lectura

Sao Paulo, 10 nov (EFE).- El ministro de Economía de Brasil, Paulo Guedes, admitió este martes su "frustración" por no haber haber conseguido privatizar hasta el momento ninguno de los grandes activos estatales prometidos por el Gobierno del presidente Jair Bolsonaro, entre ellos la estatal Eletrobrás.

"Estoy bastante frustrado con el hecho de estar aquí desde hace dos años y no haber conseguido todavía vender ninguna estatal", afirmó Guedes durante un evento sobre privatizaciones organizado por la Corregiduría General de Brasil.

Guedes, un economista liberal discípulo de la Escuela de Chicago, atribuyó los retrasos en las privatizaciones a la falta de acuerdos políticos en el Congreso, que debe de dar el aval para la venta de los activos públicos tras una decisión adoptada por la Corte Suprema en 2019.

"Necesitamos recomponer nuestro eje político para hacer las privatizaciones prometidas en la campaña", subrayó Guedes, en referencia a la necesidad de alianzas en el seno del Congreso.

Las dificultades encontradas por el Gobierno para llevar adelante su agenda de privatizaciones provocó hace algunos meses una desbandada en el equipo económico, que incluyó la renuncia del secretario encargado de dicha cartera, Salim Mattar.

En dos años de Gobierno Bolsonaro, el equipo económico tan sólo mandó al Congreso la propuesta de privatización de la estatal Eletrobras, la mayor eléctrica de Latinoamérica y que tiene el control directo de unas 220 empresa.

Guedes afirmó hoy que la venta de Eletrobrás debería ser concluida antes de diciembre de 2021, al igual que la de Correos, Puerto de Santos y la estatal Pré-Sal Petróleo S.A. (PPSA), el brazo del Estado que gestiona y controla las actividades de exploración y producción del petróleo del Estado.

A comienzos de año, el Ejecutivo trasladó su intención de acelerar su agenda de privatizaciones en 2020 con la venta de 300 activos por valor de 36.000 millones de dólares con el objetivo de reducir a mínimos el tamaño del Estado

Sin embargo, incluidas las realizadas desde enero de 2019, cuando Bolsonaro llegó al poder, las privatizaciones no llegan al centenar, todas de muy pequeñas empresas.

(c) Agencia EFE