Ministro alemán de Sanidad, incomodado por vacunación avanzada el sábado

Agencia EFE
·3  min de lectura

Berlín, 27 dic (EFE).- El ministro alemán de Sanidad, Jens Spahn, mostró su incomodidad ante la vacunación el sábado de residentes de un hogar de ancianos, un día antes del arranque de la campaña, lo que convirtió a una mujer de 101 años en la primera alemana vacunada.

"El ministro le desea a Edith Zwoizalla lo mejor. Sin embargo, habíamos acordado con los socios de la Unión Europea (UE) y los 16 "Länder" que el sábado estarían a punto los suministros para empezar el domingo", explicó un portavoz del Ministerio, al diario "Bild".

La señora Kwoizalla recibió ayer la primera dosis de la vacuna desarrollada por la farmacéutica alemana BioNTech, asociada a la estadounidense Pfizer. Fue por decisión de las autoridades de ese distrito, que consideraron que "no tenía sentido esperar un día más", puesto que estaba "todo dispuesto", indicó el director del hogar de ancianos, Tobias Krüger.

Los 40 residentes y diez empleados de la residencia de Halberstadt (este del país), en el "Land" de Sajonia Anhalt, fueron vacunados, según captaron medios locales, mientras en el resto del país se seguía informando de que la campaña comenzaba el domingo.

Spahn había ofrecido ayer una conferencia de prensa previa al inicio de las vacunaciones. Ahí reiteró su plan de distribuir antes de fin de año 1,3 millones de dosis entre los "Länder", a cuyas autoridades sanitarias corresponde organizar la vacunación.

El objetivo del gobierno es poder ofrecer a todos los ciudadanos la opción de vacunarse hacia mediados del próximo año, explicó hoy el ministro.

En la fase de inicio se vacuna directamente en las residencias de ancianos, a donde se trasladan los equipos móviles de vacunación. En los días siguientes se abrirán los 440 centros de vacunación distribuidos por todo el país. Se espera llegar a administrar unas 700.000 dosis semanales a partir de enero.

Como en buena parte de la UE, será una campaña gradual que empezará por los grupos más vulnerables -residentes en geriátricos, mayores de 80 años y personal sanitario más expuesto a infecciones.

Alemania se ha asegurado 300 millones de dosis, a través de la UE o por contratos propios, para cubrir las necesidades del país más poblado del bloque comunitario -83 millones de habitantes.

MAS DE 13.700 NUEVOS CASOS PESE A LOS FESTIVOS

El Instituto Roberto Koch (RKI), competente en la materia en el país, notificó este domingo 13.755 nuevos positivos y 356 víctimas mortales en las últimas 24 horas. Son cómputos parciales, ya que en estas festividades menos test no se actualizan todos los datos.

Hasta ahora, el máximo de positivos en un día fueron 33.777 contagios -registrado el viernes día 18- y 962 fallecidos -el pasado miércoles-. El total de positivos en toda la pandemia se sitúa en 1.640.858 -de los cuales, 1.236.700 son pacientes recuperados- y el de fallecidos en 29.778.

La incidencia acumulada en siete días, por 100.000 habitantes, se sitúa en 161,3 casos -el martes pasado se habían alcanzado los 197,6-. Este descenso se atribuye también a la ralentización en el cómputo de datos por las festividades navideñas.

Alemania se encuentra desde el 16 de diciembre bajo drásticas restricciones en la vida pública. Desde entonces están cerrados los comercios no esenciales -siguen abiertas tiendas de alimentación y demás productos de uso diario, ópticas y ortopedias, farmacias, bancos, correos, gasolineras y, en algunos estados, las librerías.

A principios de noviembre quedaron ya cerrados el ocio nocturno, la vida cultural -desde museos a salas de conciertos, cines y teatros- y la gastronomía.

(c) Agencia EFE