Miles de colombianos piden la renuncia del fiscal general por caso Odebrecht

Cientos de manifestantes participan de una protesta para exigir la renuncia del fiscal general de Colombia, Néstor Humberto Martínez, por el escándalo de corrupción de Odebrecht hoy, en Bogotá (Colombia). EFE

Bogotá, 11 ene (EFE).- Miles de ciudadanos realizaron hoy en Bogotá y en otras ciudades plantones para exigir la renuncia del fiscal general de Colombia, Néstor Humberto Martínez, señalado de omitir información que tenía sobre el caso de corrupción de la constructora brasileña Odebrecht.

Martínez está en el ojo del huracán por los señalamientos que le hacen desde varios sectores porque supuestamente él conocía de la corrupción de Odebrecht en el país antes de que él ocupara el cargo, en agosto de 2016.

La principal y más numerosa concentración se realizó frente a las instalaciones de la Fiscalía, en Bogotá, que estaba custodiado por policías prestos a controlar desórdenes.

Los plantones de Bogotá, Cali y Barranquilla fueron convocados a través de redes sociales por colectivos ciudadanos y activistas e incluso senadores, quienes coinciden que Martínez no debería seguir en la Fiscalía.

En Bogotá, la gente enarboló linternas y pancartas que decían "Colombia necesita la renuncia del Fiscal" y otra más rezaba "fuera el fiscal".

A lo anterior se sumaron fuertes voces que gritaban: "renuncie, renuncie" y "¡fuera, fuera fiscal corrupto!".

"Queremos proteger a la justicia, queremos proteger a la institución de una persona con tantos impedimentos como Néstor Humberto Martínez", dijo a periodistas María Fernanda Carrascal, una activista y promotora del plantón.

Explicó que las concentraciones surgieron por "una cantidad de acontecimientos, entre esos, la muerte de, en condiciones muy raras y muy sospechosas de testigos en el caso Odebretch. Lo lento que va el proceso y las investigaciones en el país".

Martínez se vio salpicado en la trama de corrupción después de que Jorge Enrique Pizano, interventor de la Ruta del Sol II y quien falleció de un infarto el pasado 8 de noviembre, asegurara en una entrevista grabada al telenoticiero Noticias Uno que el fiscal conocía desde 2015 las supuestas irregularidades en la licitación para la construcción de la carretera.

Sin embargo, Martínez ha negado que supiera de la corrupción en Odebrecht antes de llegar a la Fiscalía, el 1 de agosto de 2016, y asegura que en las informaciones que recibió de Pizano un año antes no estaba claro que se tratara del pago de sobornos.

Corte Suprema de Justicia (CSJ) de Colombia eligió en diciembre pasado a Leonardo Espinosa Quintero, como el fiscal ad hoc que tendrá a su cargo tres investigaciones sobre el caso de sobornos de Odebrecht en Colombia.

La decisión se dio luego de que la vicefiscal general de Colombia, María Paulina Riveros, pidió a la Corte estudiar "la viabilidad" de nombrar un fiscal ad hoc luego de que una red de veedurías presentó una recusación para que se apartara de la investigación sobre Odebrecht por su cercanía con el fiscal Martínez.

Bogotá, 11 ene (EFE).- Un juez de Bogotá aprobó hoy un acuerdo firmado entre la Fiscalía de Colombia y tres exdirectivos de la constructora brasileña Odebrecht en el país que les permitirá colaborar en la investigación a cambio de beneficios jurídicos.

"Juez aprobó principio oportunidad a empresarios brasileros Luiz Antonio Bueno Júnior, Luiz Antonio Mameri y Luiz Eduardo da Rocha Soares otorgado por Fiscalía, por cohecho", informó la Fiscalía en su cuenta de Twitter.

Esta figura jurídica se refiere a la facultad de los fiscales de no iniciar la investigación de un delito o de no continuarla y, en este caso, los tres brasileños colaborarán en los procesos por el pago de millonarios sobornos de Odebrecht para conseguir jugosos contratos de obras en el país.

Al respecto la Fiscalía explicó que los tres exdirectivos de la constructora brasileña "se comprometieron a contar la verdad en procesos en que sean requeridos" y también deben devolver cerca de 18.900 millones de pesos (unos seis millones de dólares).

La cifra es similar a la coima de 6,5 millones de dólares que Odebrecht pagó al hoy condenado exviceministro de Transporte Gabriel García Morales para que le adjudicaran la obra de la Ruta del Sol II, carretera que comunica el centro con el norte del país.

El principio de oportunidad avalado por la justicia permite que Bueno, Da Rocha y Mameri sean absueltos de los cargos de cohecho por los que están procesados a cambio de que testifiquen en el caso que se le sigue a José Elías Melo, expresidente de Corficolombiana, empresa socia de Odebrecht en la Ruta del Sol II.

Los exdirectivos participaron de la diligencia judicial realizada en el complejo judicial de Paloquemao, de Bogotá, a través de una videoconferencia en la que pidieron perdón por sus actuaciones.

La construcción del tramo II de la Ruta del Sol fue concedida a un consorcio encabezado por Odebrecht y cuya financiación fue realizada por Corficolombiana, que tiene como accionista mayoritario al Grupo Aval, propiedad de Luis Carlos Sarmiento Angulo, uno de los hombres más ricos de Colombia.

Según el Departamento de Justicia de Estados Unidos, Odebrecht pagó sobornos en Colombia por 11 millones de dólares como parte de la millonaria red de corrupción montada en América Latina y África.

Sin embargo, la Fiscalía colombiana calcula en 84.000 millones de pesos (unos 27 millones de dólares de hoy) el monto de los sobornos de la constructora en el país.

Cientos de manifestantes participan de una protesta para exigir la renuncia del fiscal general de Colombia, Néstor Humberto Martínez, por el escándalo de corrupción de Odebrecht hoy, en Bogotá (Colombia). EFE