Migrantes en EE.UU.: en busca de los cuerpos desaparecidos en el desierto

AFP - HERIKA MARTINEZ

En Estados Unidos, la llegada de Joe Biden a la presidencia hace dos años ha provocado importantes movimientos migratorios en la frontera sur. Muchos migrantes esperan una apertura tras las políticas represivas de los años Trump. En 2022, más de 2,4 millones de personas fueron detenidas por la Patrulla Fronteriza estadounidense, y fueron 1,6 millones en 2021. Cada vez son más los migrantes que pierden la vida en este arriesgado viaje. Unos 853 migrantes fueron hallados muertos el año pasado en el lado estadounidense. En California, Arizona y Texas, hay organizaciones civiles que buscan los cuerpos de estos migrantes desaparecidos en el desierto y luchan para que sean identificados y devueltos a sus familias.

Por la corresponsal de RFI en Ciudad de México, Emmanuelle Steels.

Vicente Rodríguez fundó hace 10 años la organización californiana Águilas del Desierto. Una o dos veces al mes, su grupo de voluntarios realiza expediciones en el desierto de Arizona y en varias regiones fronterizas. Se trata de operaciones de rescate y búsqueda. "En realidad, buscamos sobre todo a los muertos. A veces encontramos migrantes desaparecidos que siguen vivos, pero lo más frecuente es que encontremos personas muertas. El año pasado encontramos 22 cadáveres, y el anterior 28", explica.

Un río traicionero

El número de migrantes que se ahogan en el Río Grande, que en el lado mexicano se llama Río Bravo, también aumenta constantemente. Quienes conocen la zona dicen que es un río traicionero, que esconde violentas corrientes bajo su aparente calma.

Un sistema bloqueado

Las actuales políticas migratorias tienen un coste humano: 853 personas murieron el año pasado intentando cruzar la frontera.


Leer más sobre RFI Español