Los miembros de la realeza que huyeron a Estados Unidos

·4  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 9 (EL UNIVERSAL).- Aunque se podría creer que todo es dulzura dentro de las familias de la realeza, la decisión que han tomado algunos de sus miembros de mudarse lo más lejos posible, da mucho de qué hablar. La mayoría de ellos han cambiado su residencia a Estados Unidos, país que es considerado con una mentalidad más libre y en el que pueden alejarse de sus responsabilidades, las cuales muchos de ellos no eligieron, para vivir una vida privada.

El príncipe Harry y Meghan Markle viven en California, Estados Unidos

Fue en enero de 2020 cuando los duques de Sussex, mediante un comunicado que compartieron en su excuenta oficial de Instagram, anunciaron su decisión de abdicar a sus puestos dentro de la familia real británica; la sorprendente noticia dio mucho de qué hablar; sin embargo, uno de los principales motivos por los que la pareja quería alejarse de la corona era tener más libertad e independencia financiera.

Poco tiempo después, Harry y Meghan concedieron una entrevista a la periodista Oprah Winfrey, en la que revelaron más detalles sobre su decisión, entre los que se encuentran algunas acusaciones de racismo y mucha presión, además de dejar entrever que Megan había sido víctima de ciertos desdenes.

La pareja, que contrajo nupcias en 2018 viven felizmente en Montecito, California, un lugar al que se denomina como privado y seguro, ideal para educar a sus dos bebés: Archie Harrison Mountbatten-Windsorm, de 2 años y Lilibet Diana Mountbatten-Windsor, de 10 meses y quien nació en Estados Unidos.

La princesa Mako de Akishino y Kei Komuro huyen a Nueva York, Estados Unidos

En 2021, Mako Komuro, hija del príncipe heredero Fumihito, hermana del príncipe Hisahito y sobrina de Naruhito, actual emperador de Japón, perdió su título nobiliario al casarse con su compañero de la universidad y plebeyo, Kei Komuro, en una íntima ceremonia realizada en Tokio.

El matrimonio, al ser el blanco de diversas críticas, decidió mudarse a un departamento en Nueva York, cerca de Central Park, para empezar una nueva vida, alejada de las restricciones y presiones que requiere ser miembro de la realeza.

Sin embargo, actualmente Kei Komuro sigue intentando aprobar un examen de Derecho que le permita ejercer su profesión en algún bufete, mientras que se reveló, Mako está haciendo un voluntariado en el Museo Metropolitano de Arte (MET), específicamente en la colección de arte asiático del museo, actividad que puede realizar gracias a los conocimientos que obtuvo en la carrera de Arte y Herencia Cultural en la Universidad Cristiana Internacional de Tokio.

La princesa Magdalena de Suecia escapa a Estados Unidos tras una infidelidad

Hija menor del rey Carlos XVI y la reina Silvia de Suecia, la princesa Magdalena, decidió irse a Nueva York después de la cancelación de su compromiso, a raíz de una infidelidad, con Jonas Bergström, con quien tuvo un noviazgo de 8 años.

En ‘la Gran Manzana’ a la princesa la relacionaron con Stavros Niarchos III, heredero multimillonario griego y exnovio de Paris Hilton; sin embargo, después de esos rumores, la princesa conoció al empresario Christopher Paul O'Neill. Posteriormente la pareja anunció su compromiso, demostrando el amor y cariño que existe entre ambos. Finalmente, se casaron en 2013 y tienen 3 hijos: la princesa Leonor, duquesa de Gotland, quien tiene 8 años de edad y nació en Nueva York; el príncipe Nicolás, duque de Ångermanland, de 6 años de edad, y la princesa Adriana, duquesa de Blekinge, de 4 años edad, ambos nacidos en Suecia.

Aunque la Princesa Magdalena comparte algunas fotos de su vida en Instagram, su matrimonio es privado y debido al deseo que tiene su esposo Chris O'Neill por seguir trabajando, es poco usual que asistan a eventos públicos. Pero, a diferencia de otros royals, Magdalena de Suecia mantiene una buena relación con su familia y la muestra es que viajó de Florida, donde reside con su familia actualmente, a Suecia para la Navidad de 2021.

Maria Olympia de Grecia y Dinamarca es feliz en Nueva York

HIja de la empresaria Marie-Chantal Miller y el príncipe Pablo de Grecia, Maria Olympia lleva el título de Alteza Real, aunque la monarquía de Grecia haya desaparecido. Convertida en toda una 'it-girl', la joven de 25 años se mudó a Nueva York cuando tenía 19 para comenzar sus estudios en la Universidad de Nueva York.

Al poco tiempo de cambiar su residencia, sus papás y hermanos se mudaron a Nueva York en 2017 para estar más cercanos y Maria-Chantal continúa con su faceta de exitosa empresaria.

El príncipe Joel de Etiopía encontró el amor en Estados Unidos

Este príncipe es bisnieto del emperador etíope Haile Selassie y nació en Roma porque sus papás, el príncipe David Makonnen y la princesa Adey Imru Makonnen, estaban exiliados. El joven fue estrictamente educado en entre Suiza y Francia.

Este hombre que también aún conserva sus títulos nobiliarios estudió Administración de Empresas en Washington y obtuvo el nombramiento Juris Doctor en la Facultad de Derecho de la Universidad de Howard.

Lejos de ser un acto de rebeldía, la decisión de estos miembros de la realeza de mudarse a Estados Unidos representa un acto de libertad y ciertamente demuestra que su mentalidad va más allá de las restricciones que impone la corona.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.