Michelle Yeoh: Inmigrantes asiáticas son todo para todos

·6  min de lectura

Michelle Yeoh se mantuvo firme en cuanto a un cambio de guion antes de comprometerse a hacer “Everything Everywhere All At Once”.

El nombre del personaje principal tenía que cambiar. Se llamaba Michelle, como una carta de amor de los directores para la actriz.

“Les dije ‘no, no, no, porque creo que esta persona, este personaje que han escrito tan rico, merece su propia voz'. Es la voz de esas madres, tías, abuelas con las que te cruzas en el barrio chino o en el supermercado a las que ni siquiera miras dos veces, simplemente la das por sentado”, dijo Yeoh a The Associated Press. “Ella nunca ha tenido una voz”.

A los 59 años, Yeoh protagoniza la película como alguien a menudo invisible: la esposa y madre inmigrante asiática que intenta ser todo para todos. “Everything Everywhere All At Once”, que se puede traducir como “todo en todas partes a la vez” y que la actriz describió como “una película independiente con esteroides”, se estrenó recientemente en cines de Estados Unidos, donde ocupó el cuarto lugar en la taquilla el fin de semana recaudando casi 6,2 millones de dólares, según cifras compiladas por Comscore.

La actuación de Yeoh está atrayendo elogios en momentos en que asiáticos y asiático-estadounidenses de todas las edades continúan siendo objeto del racismo agravado por la pandemia en los barrios chinos, ciudades y suburbios del país norteamericano. Pero según informes, las mujeres asiáticas han experimentado estos crímenes de odio en mayor proporción.

Los prejuicios y la discriminación contra estadounidenses de origen asiático no son nuevos, pero los ataques racistas, verbales y físicos, aumentaron considerablemente luego que el coronavirus apareció por primera vez en China hace poco más de dos años. Muchos creen que el uso de términos raciales por parte del expresidente Donald Trump ("virus chino") para hablar del tema contribuyó a la tendencia.

Después de décadas de trayectoria, primero como una estrella del cine de Hong Kong y luego con éxitos populares como “Tomorrow Never Dies” ("007: El mañana nunca muere") y “Crouching Tiger, Hidden Dragon” ("El tigre y el dragón"), Yeoh, nacida en Malasia, se ha convertido en una reina del cine. Ha tenido papeles integrales en lo que han sido las primeras producciones en años de los grandes estudios de Estados Unidos con elencos exclusivamente asiáticos: “Shang-Chi and The Legend of The Ten Rings” ("Shang-Chi y la leyenda de los diez anillos") de Marvel Studios y “Crazy Rich Asians” ("Locamente millonarios").

“Hubo tanta presión (sobre ‘Crazy Rich Asians’)... ¿Y si no hubiéramos tenido tanto éxito? ¿Significaría que no merecemos estar ahí arriba?", dijo Yeoh. “(La cinta) explotó de tal manera, que todos se dieron cuenta: ‘Oye, hemos estado descuidando esta parte muy importante de nuestra sociedad durante mucho tiempo’”.

Por mucho que esas películas signifiquen para ella, Yeoh representó a mujeres pulidas en ellas. “Everything Everywhere All At Once” es una experiencia de otro mundo en la que interpreta a “una mujer asiática madura”.

Escrita y dirigida por Daniel Kwan y Daniel Scheinert (conocidos como los Danieles), la historia se centra en una glamorosa Yeoh como Evelyn Wang, la dueña de una lavandería que se prepara para una auditoría del Servicio de Rentas Internas estadounidense (IRS, por sus siglas en inglés). Mientras tanto, ella lidia con un esposo infeliz (Ke Huy Quan), un padre crítico (James Hong) y una hija abiertamente lesbiana (Stephanie Hsu). Su vida literalmente se altera cuando aparece otra versión de su esposo que afirma ser de otro universo. Evelyn termina saltando a través del multiverso y adquiriendo habilidades que poseen sus contrapartes de otro mundo.

La historia es una mezcla desenfrenada de acción, ciencia ficción, comedia y drama familiar que incluye personas con perros calientes en lugar de dedos y un bagel gigante. La primera palabra que vino a la mente de Yeoh tras leer el guion fue “loco”.

“Me sorprendió que tuvieran la valentía de escribir el guion y poner todo ese tipo de cosas. Porque no se trata solo de la locura; las conexiones familiares son muy poderosas”, afirmó.

La película también pone el foco en otros actores. Marca el regreso a Hollywood para Quan, quien cautivó al público de niño como Short Round en “Indiana Jones and the Temple of Doom” ("Indiana Jones y el templo de la perdición") y como Data en “The Goonies” ("Los goonies"). Curiosamente, “Crazy Rich Asians” es lo que le hizo querer volver a la pantalla después de más de 20 años. Yeoh ha sido vinculada a la secuela y estuvo de acuerdo en que sería un gran momento para encontrar un papel para Quan.

“Estamos muy agradecidos de que lo haya hecho considerarlo porque en realidad nunca dejó la industria del cine”, dijo Yeoh.

Hong, de 93 años, también vive un momento estelar. Fue noticia en 2020 cuando amigos famosos hicieron campaña para que obtuviera una estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood, un honor que recibirá a finales de este año.

“Tiene un corazón de oro. Realmente ama lo que hace”, dijo Yeoh, quien se reunirá con el actor en una nueva serie de Disney+, “American Born Chinese”. "Él se lo merece”.

La película ha tocado una fibra sensible en el público, especialmente entre los estadounidenses de origen asiático. En las redes sociales, muchos dicen haber llorado durante la última hora, cuando la relación entre Evelyn y su hija Joy llega a un punto decisivo. Algunos dicen que sienten que están viendo a su propia madre inmigrante ser la heroína de su historia por primera vez. Otros dicen que ahora comprenden mejor a los padres que normalmente no llevan las emociones a flor de piel.

“Creo que especialmente los padres asiáticos tienden a ser más críticos. Pero te guardarán el mejor trozo de la carne, se asegurarán de que estés bien alimentado”, dijo Yeoh. “Esa es su forma de mostrar amor y cuidado”.

Para las mujeres asiáticas-estadounidenses, la película es una bocanada de aire fresco. Incidentes de odio como el tiroteo en un spa de Atlanta el año pasado renovaron las conversaciones sobre la propensión a sexualizar o descartar a las mujeres asiáticas. Pero en esta película, Yeoh puede mostrar un amplio rango, desde comedia y artes marciales hasta una angustia desgarradora. La actriz promete que nunca dejará de demostrar que las mujeres pueden ser protagonistas en papeles que son más que estereotipos.

"¿Por qué los hombres pueden llegar a cierta edad y seguir haciendo todo ese tipo de cosas y las mujeres se quedan atrás?”, preguntó Yeoh. “Con los nuevos objetivos de desarrollo sostenible, uno de los puntos ahí arriba es la igualdad de género, la igualdad de oportunidades, y eso es todo lo que estamos pidiendo”.

___

Terry Tang está en Twitter como https://twitter.com/ttangAP.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.