El Miami de Beckham, listo para debutar en MLS

RONALD BLUM
David Beckham, codueño del Inter de Miami, es entrevistado durante un evento con motivo del comienzo de la 25ta campaña de la MLS, el fútbol profesional de Estados Unidos, en Nueva York, el miércoles 26 de febrero de 2020. (AP Foto/Richard Drew)

NUEVA YORK (AP) — David Beckham jamás imaginó que el camino para poseer un equipo en la MLS fuera a torcerse tanto como los tiros combados que caracterizaron su brillante carrera goleadora. Pero tras siete años de esfuerzos, el Inter de Miami debutará este fin de semana.

“Siempre supe que sería un desafío, pero nunca imaginé que así de grande”, declaró el miércoles el excapitán de la selección inglesa.

“Cuando hicimos el anuncio hace siete años, pensé que no pasarían más de uno o dos años antes de que estuviéramos jugando en la liga. Tendremos un estadio. Grandes jugadores. Pero tardamos poco más”.

Inter de Miami se estrena de visitante el domingo en su primera campaña en la MLS contra Los Angeles FC. Con la inclusión del Inter y el Nashville, la MLS se amplió a 26 equipos.

Después de su visita al D.C. United el 7 de marzo, Inter disputará su primer encuentro en casa el 14 del mismo mes contra el Galaxy de Los Ángeles, no en Miami, sino en Fort Lauderdale, en un escenario con cupo para 18.000 personas que forma parte de un complejo de entrenamiento construido hace unos 10 meses a un costo de 120 millones de dólares, donde se ubicaba el antiguo Estadio Lockhart.

“A veces pensé que esto podría no concretarse”, dijo Beckham, copropietario y presidente de operaciones deportivas del equipo.

“La mejor de las lecciones es que soy más persistente de lo que pensé y más obstinado de lo que cree mi esposa”.

Beckham, de 44 años, ganó seis títulos en la Liga Premier y la Liga de Campeones en 1999, como parte de su trayectoria con Manchester United de 1992 a 2003. Después se integró en el Real Madrid de La Liga española.

De 2007 a 2012, el británico jugó con el Galaxy, con el que ganó un par de títulos y dio relumbrón a la MLS como parte de un acuerdo que le otorgó el derecho de comprar un equipo de expansión a un precio de descuento de 25 millones de dólares.

Galaxy prestó a Beckham dos ocasiones al Milan y el jugador colgó los botines en 2013 después de conquistar con París Saint-Germain el título de la liga francesa.

Beckham, miembro del jet-set y casado con una ex Spice Girl, escogió en 2013 a Miami como la sede para su equipo y la MLS hizo el anuncio en febrero de 2014.

Sin embargo, el estreno se pospuso en diversas ocasiones mientras el equipo encontraba estadio.