Miami Beach recurre a un halcón para combatir los ataques de mirlos

·3  min de lectura
Una captura del momento del ataque de las aves
Imagen de TV

MIAMI BEACH.- Este no es el caso del avance de los seres humanos sobre territorio animal, sino todo lo contrario. Una bandada de mirlos migratorios se instaló hace algunas semanas en plena ciudad de Miami Beach y, a plena luz del día, atacan a peatones, ciclistas y gente que está al aire libre en las mesas de los restaurantes, a quienes perciben como una amenaza por la cercanía de sus nidos y sus crías.

Las aves que anidan en las palmeras sobre la acera en Arthur Godfrey Road se lanzan a toda velocidad y de forma imprevista sobre la cabeza de los transeúntes. Ya hay grandes letreros entre las avenidas Royal Palm y Sheridan , donde se reportaron la mayoría de los ataques recientes, que advierten del “comportamiento agresivo” de las aves. Los mirlos son una especie de ave migratoria protegida por el gobierno federal y la ciudad tiene prohibido mover o destruir sus nidos activos.

Así, para ahuyentar a las aves territoriales, el Ayuntamiento contrató los servicios de un halconero y colgó láminas de metal reluciente para mantener a las aves en sus palmeras y lejos de sus objetivos en tierra.

“Nadie quiere lastimar a los pájaros ni sus crías”, dijo Brenda Klein, vecina de Mid Beach que señaló al diario El Nuevo Herald que fue atacada hace unas dos semanas. “Pero por otro lado, no queremos salir lastimados.”

La ciudad paga 135 dólares la hora al maestro halconero, quien junto con un halcón híbrido de 3 años llamado Chop patrulla el área ocho horas a la semana desde el 9 de abril, dijo la vocera municipal Melissa Berthier.

“Aunque no podemos controlar el comportamiento agresivo de las aves en el corredor de la calle 41, nos tomamos en serio la seguridad de nuestros vecinos y visitantes”, escribió en un correo electrónico. “Hemos contratado a un profesional para ayudar a establecer una presencia de aves rapaces.”

La ciudad planea mantener el halconero en el lugar hasta finales de mes, cuando se espera que las crías abandonen el nido.

Panamá: el drama del país que lleva más tiempo con las aulas cerradas

El maestro halconero Frederick Ottoway, presidente de la compañía WingOver Inc, dijo en una entrevista que los mirlos arremeten contra los peatones porque son territoriales y defienden sus nidos. La presencia del halcón ayuda a convencerlos de permanecer en los árboles sin poner en riesgo sus nidos ni sus crías, dijo.

“Están protegiendo a sus crías bebés como cualquier otro ser lo haría”, dijo.

South Beach
sofia lo


South Beach (sofia lo/)

Las aves también pueden estar buscando materiales para armar sus nidos. Ottoway vio cómo un mirlo atacaba a una persona para arrancarle pelos de la cabeza, escribió en un informe presentado a la ciudad. Al día siguiente, colgó trozos de pelo de peluca en un árbol para ofrecer a los pájaros.

Aunque ya hubo informes de aves de anidación agresivas en años anteriores, Berthier dijo que esta es la primera vez en memoria reciente que la ciudad se ve en la necesidad de contrar a un halconero. El año pasado, la Sunset Harbour Neighborhood Association contrató a un cetrero para tratar con “pájaros molestos”, dijo.