Mexicana Pemex trabajará con agencia ambiental EEUU para bajar emisiones de gas metano

Logo de Pemex durante una visita del presidente de México a la refinería de Cadereyta

CIUDAD DE MÉXICO, 12 nov (Reuters) -La petrolera estatal mexicana, Pemex, dijo el sábado que trabajará con la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA) para reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero, en particular de gas metano, a fin de cumplir con ambiciosos compromisos internacionales.

Las emisiones de metano se han convertido en una de las principales amenazas para el clima global, y tanto científicos como autoridades de todo el mundo están pidiendo medidas agresivas para contenerlas.

"A través del convenio, la EPA apoyará a esta institución con diagnósticos y análisis económicos para apoyar la toma de decisiones en sus operaciones de petróleo y gas natural en tierra", dijo Pemex en un comunicado.

Pemex añadió que, mediante la colaboración técnica de la EPA (por sus siglas en inglés), prevé desarrollar y lanzar un plan de mitigación de gases de efecto invernadero en el primer semestre del 2023.

La petrolera dijo que el convenio con la agencia estadounidense busca promover "los objetivos de México para reducir las emisiones de gas metano, en línea con lo establecido en el Compromiso Global de Metano y el Compromiso Global de Energía de Metano".

Las operaciones de petróleo y gas en tierra de Pemex han estado bajo un intenso escrutinio este año después de que satélites registraron volúmenes récord de quema de gas natural, incluso de dos campos destinados a producir gas.

Las fugas de metano también han sido un problema.

El secretario de Relaciones Exteriores de México, Marcelo Ebrard, en la carrera para una posible candidatura presidencial en el 2024 con el partido Morena, también destacó la urgencia de frenar el calentamiento global.

"México cumple su parte: reducción de 35% de todas sus emisiones para 2030", afirmó en su cuenta de Twitter.

Ebrard viajó a Egipto para asistir a la conferencia del clima COP27, donde se reunió con el enviado especial de Estados Unidos para la acción climática, John Kerry.

(Reporte de Stefanie Eschenbacher. Editado en español por Marion Giraldo)