Merkel dice tiene una "buena relación" con Trump a pesar de un frío inicio

Por Erik Kirschbaum
La canciller alemana Angela Merkel ante la cámara baja del Bundestag en Berlín, Alemania, 27 abril, 2017. La canciller alemana, Angela Merkel, dijo el sábado que el presidente Donald Trump ha construido una "buena relación de trabajo", a pesar de que ambos tuvieron fríos intercambios el año pasado que generaron temores de que se dañara la relación entre Estados Unidos y Alemania. REUTERS/Hannibal Hanschke

Por Erik Kirschbaum

BERLÍN (Reuters) - La canciller alemana, Angela Merkel, dijo el sábado que el presidente Donald Trump ha construido una "buena relación de trabajo", a pesar de que ambos tuvieron fríos intercambios el año pasado que generaron temores de que se dañara la relación entre Estados Unidos y Alemania.

"El presidente Trump y yo hemos desarrollado una buena relación de trabajo, que no excluye tener diferentes puntos de vista", dijo Merkel al grupo de periódicos RedaktionsNetzwerk Deutschland (RND).

"Cuando hablamos, por ejemplo, es sobre desarrollar una estrategia común sobre el conflicto en Ucrania o la horrible guerra en Siria", agregó. "Es también sobre la lucha contra el terrorismo o la desastrosa situación humanitaria en Yemen -todos esos conflictos están a la puerta de Europa".

En su campaña electoral del 2016, Trump descalificó a Merkel por permitir que más de un millón de refugiados de Siria, Oriente Medio y Afganistán entraran a su país, afirmando que estaba "arruinando a Alemania" con esas políticas. También criticó los grandes déficits comerciales de la potencia europea y amenazó con imponer aranceles.

Luego del triunfo de Trump, Merkel lo felicitó pero subrayó la importancia de la democracia y la necesidad del respeto a la dignidad de la gente sin importar su origen, el color de su piel, religión, género, orientación sexual u opiniones políticas.

Merkel se reunió con Trump por primera vez en marzo, en un encuentro que fue seguido de cerca por los gobiernos del mundo en busca de pistas sobre el futuro de la alianza transatlántica que ayudó a dar forma al orden global de postguerra, que el líder estadounidense amenazaba con subvertir.

Las visiones discrepantes de ambos líderes en temas como el comercio, la inmigración y Rusia han llevado a algunos momentos incómodos en una conferencia de prensa conjunta que terminó con una extraña broma de Trump sobre escuchas telefónicas que dejó a Merkel visiblemente desconcertada.

No obstante, Trump ha elogiado la química que ha desarrollado con Merkel y ambos han conversado regularmente por teléfono. Ella también invitó a Ivanka, la hija y asesora del presidente, a una conferencia en Berlín.

(Reporte de Erik Kirschbaum; Editado en Español por Ricardo Figueroa)