Mendoza y la compra de vacunas: “Nación les tira la pelota a las provincias”, cuestionó Suarez

Pablo Mannino
·3  min de lectura
El gobernador habló en clave política contra la Casa Rosada para evidenciar las falencias que hubo en la adquisición de dosis. "El Gobierno nacional prometió millones de vacunas y no cumplió", dijo.
El gobernador habló en clave política contra la Casa Rosada para evidenciar las falencias que hubo en la adquisición de dosis. "El Gobierno nacional prometió millones de vacunas y no cumplió", dijo.

MENDOZA.- Conseguir vacunas contra el coronavirus en tiempo y forma se ha convertido en un verdadero dolor de cabeza para el Gobierno argentino, luego de promesas de conseguir millones de dosis. Por eso, mientras se buscan aceitar los mecanismos para lograr que lleguen más inmunizaciones al país, el Ejecutivo nacional ahora abrió el juego a las provincias, luego de haberles negado la posibilidad de conseguirlas por su cuenta.

En este sentido, Mendoza asegura que reactivó sus negociaciones, pero se mostró crítica frente al cambio de discurso oficial con la compra de vacunas. “Nación les tira la pelota a las provincias”, expresó el gobernador Rodolfo Suarez (UCR), en clave política, como parte de un nuevo capítulo en su puja y tensión con la Rosada por el retaceo de fondos durante la pandemia y los cortocircuitos con los insumos desde que la enfermedad llegó a tierra cuyana, en marzo del año pasado.

Días atrás el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, sorprendió al aclarar que no hay impedimento para que las jurisdicciones locales y los privados hagan sus transacciones internacionales para obtener las preciadas sustancias contra el Covid-19. Es que a comienzos de año, el funcionario nacional había rechazado que los gobernadores y los privados negociaran con los laboratorios. Ahora, el escenario cambió, de la mano de la escasez de vacunas. De ahí, la postura de Suarez de considerar que el Ejecutivo nacional pretende “compartir” la responsabilidad, al tiempo que considera que ahora es más difícil lograr que una empresa tenga disponibilidad de dosis.

Así, frente a este escenario, el mandatario mendocino, Rodolfo Suarez (UCR), salió al cruce de los dichos del funcionario nacional, haciendo un repaso de lo que ha sido el manejo de los insumos durante la pandemia.

“Cuando esto se inició, fuimos pioneros en comprar respiradores y no pudimos porque el Gobierno nacional recomendó que sean ellos quienes centralizaran insumos. Esa política nos pareció bien, pero en enero Santiago Cafiero dijo que las provincias no podíamos comprar vacunas. De todos modos, en diciembre lo intentamos y recién hoy nos dicen que eso se puede hacer” , recordó el mandatario mendocino.

Sin embargo, más allá del malestar con las idas y vueltas de la Rosada, Suarez asegura que volverán al ruedo con las negociaciones. “Hemos activado todos los contactos posibles para hacerlo pero es muy difícil. El Gobierno nacional prometió millones de vacunas y no cumplió y ahora les tira la pelota a las provincias. De todos modos, vamos a intentar comprarlas y le di la orden al ministro de Hacienda, Lisandro Nieri, que disponga de dinero por si surge la posibilidad de hacerlo”, indicó el gobernador.

Vale recordar que semanas atrás hasta el ex gobernador, actual titular de la UCR nacional y diputado, Alfredo Cornejo, presentó en el Congreso una iniciativa para que las provincias y los privados pudieran acceder al mercado de las vacunas para acelerar el plan de inoculación, el cual quedó frenado por el oficialismo. Ahora, con el sorpresivo “permiso” de Nación para adquirir dosis, el legislador nacional cargó duro contra Cafiero. “La contradicción es el síntoma más claro de la improvisación y la mentira. @Santicafiero tres meses atrás negaba que las provincias pudieran comprar vacunas. Pero hoy parece que sí pueden. El relato demuestra la falta de estrategia sanitaria”, expresó en las redes sociales.

Por otra parte, sobre los fondos que tiene Mendoza para afrontar la pandemia, el gobernador Suarez sostuvo: “Eso lo vemos día a día, tiene que ver con la recaudación diaria y recibimos la coparticipación por ley, que depende de lo que recaude la Nación. Lo que decimos es que hay impuestos que tienen que ser coparticipados y no lo son, como el de la riqueza. Debe ser algo previsible y aún no lo es”.