En medio de la presión internacional, Rusia advirtió que “no dejará” que el opositor Alexei Navalny muera en prisión

·4  min de lectura
ARCHIVO - En esta foto del 20 de febrero de 2021, el líder opositor ruso Alexei Navalny permanece detrás de un cristal en la corte de distrito de Babuskinsky, en Moscú, Rusia. (AP Foto/Alexander Zemlianichenko)
ARCHIVO - En esta foto del 20 de febrero de 2021, el líder opositor ruso Alexei Navalny permanece detrás de un cristal en la corte de distrito de Babuskinsky, en Moscú, Rusia. (AP Foto/Alexander Zemlianichenko)

LONDRES.- Las autoridades rusas “no dejarán” que el opositor Alexei Navalny, encarcelado y en huelga de hambre, “muera en prisión”, declaró el embajador ruso en Londres, Andrei Kelin, a la cadena británica BBC este domingo.

”Por supuesto, no permitiremos que muera en prisión, pero puedo decir que el señor Navalny se está comportando como un hooligan”, afirmó Kelin.

La muerte del príncipe Felipe: el pedido especial que hizo William a su primo que refleja la tensión con Harry

Alexei Navalny comenzó una huelga de hambre el 31 de marzo para protestar contra las condiciones en las que está detenido. El opositor, de 44 años, está encarcelado desde enero, cuando regresó a Rusia tras recuperarse de un envenenamiento por el que casi muere y que, según él, fue orquestado por Moscú, una acusación que el Kremlin desmiente.

Navalny cumple una pena de dos años y medio por cargos de malversación de fondos, que él alega que tienen motivaciones políticas, en una colonia penal en la ciudad de Pokrov, unos 100 kilómetros al este de Moscú.

Vista de la colonia penal N2, donde el crítico del Kremlin, Alexei Navalny, ha sido trasladado para cumplir una pena de prisión de dos años y medio, en la ciudad de Pokrov el 1 de marzo de 2021
DIMITAR DILKOFF


Vista de la colonia penal N2, donde el crítico del Kremlin, Alexei Navalny, ha sido trasladado para cumplir una pena de prisión de dos años y medio, en la ciudad de Pokrov el 1 de marzo de 2021 (DIMITAR DILKOFF/)

En huelga de hambre desde hace más de dos semanas, sus médicos dijeron el sábado que su salud se había deteriorado y exigieron que los funcionarios les dejaran entrar a la prisión. ”Nuestro paciente puede morir en cualquier momento”, aseguró el cardiólogo Yaroslav Ashikhmin, señalando los altos niveles de potasio encontrados en el cuerpo de Navalny. Los doctores pidieron que el opositor sea trasladado a cuidados intensivos.

Por su lado, la hija de Navalny hizo un enfático llamamiento en Twitter para que a su padre lo examine un médico. ”Permitan que un médico visite a mi papá”, escribió preocupada Daria Navlnaya, de 20 años, quien estudia en la Universidad de Stanford en California.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

También intervino hoy el asesor de seguridad nacional del presidente estadounidense, Joe Biden, quien dijo que Washington había advertido al Kremlin que Moscú sería “responsabilizado por la comunidad internacional” si Navalny muere en prisión. En entrevista con la cadena de noticias CNN, Jake Sullivan, advirtió hoy que Rusia enfrentará “consecuencias” si Navalny muere en prisión.

“Estamos viendo una variedad de impactos de diferentes medidas que tomaríamos, y no voy a anunciarlas públicamente en este momento, pero hemos comunicado (a Rusia) que habrá consecuencias si Navalny muere”, dijo Sullivan.

Ayer, el propio Biden dijo que la difícil situación de Navalny era “totalmente injusta, totalmente inapropiada”.

Francia y Alemania se unieron este domingo a las críticas por el tratamiento que recibe Navalny en prisión. Berlín anunció que los ministros de Exteriores de la UE discutirán sobre este tema el lunes y París advirtió sobre posibles sanciones adicionales.

Las preocupaciones sobre la salud de Navalny aumentan en un contexto de tensión creciente entre Moscú y Occidente por una serie de conflictos, como el despliegue cada vez mayor de tropas rusas en la frontera con Ucrania, la interferencia en las elecciones estadounidenses y otras actividades hostiles.

De hecho, a principios de esta semana, Washington impuso nuevas sanciones contra Moscú por un ciberataque masivo, por intromisión electoral y otras actividades.

21 de abril

Una manifestante que exige la liberación del líder de la oposición rusa detenido Alexei Navalny sostiene un cartel frente a la embajada rusa en Estocolmo, Suecia, el 23 de enero de 2021
Una manifestante que exige la liberación del líder de la oposición rusa detenido Alexei Navalny sostiene un cartel frente a la embajada rusa en Estocolmo, Suecia, el 23 de enero de 2021


Una manifestante que exige la liberación del líder de la oposición rusa detenido Alexei Navalny sostiene un cartel frente a la embajada rusa en Estocolmo, Suecia, el 23 de enero de 2021

El equipo de Navalny convocó el domingo a protestas masivas en toda Rusia para ayudar a salvar la vida del líder de la oposición rusa, quien desde el 31 de marzo está en huelga de hambre en la prisión en la que se encuentra para exigir un tratamiento médico adecuado para el dolor de espalda y el entumecimiento de piernas y manos que sufre.

Las movilizaciones están previstas para el miércoles 21 de abril por la noche, solo horas después de que el jefe del Kremlin pronuncie su esperado discurso sobre el estado de la nación.

“Van a expropiar el periódico”. El Nacional, otro medio de comunicación ahorcado por la justicia chavista

”Es hora de actuar. No estamos hablando sólo de la libertad de Navalny, sino de su vida”, valoró Leonid Volkov, su mano derecha, en la red social Facebook. Y agregó que las protestas del miércoles pueden ser la batalla decisiva contra el “mal absoluto”.

Las autoridades, sin embargo, han aumentado la presión sobre los partidarios del principal opositor al Kremlin en los últimos meses. Más de 10.000 manifestantes han sido detenidos entre enero y febrero.

Los fiscales rusos pidieron el viernes a un tribunal que considerase a la Fundación Anticorrupción de Navalni y su red de oficinas regionales como organizaciones “extremistas”, una medida encaminada a vetarlas en Rusia y por las que podrían encarcelar a sus miembros, e incluso a sus partidarios.

Agencias AFP y ANSA