Coalición pide a Biden cierre de centro de arresto migratorio en Pensilvania

·3  min de lectura

Nueva York, 28 jul (EFE News).- Una coalición de 52 líderes electos de Pensilvania y diversas organizaciones proinmigrantes enviaron este miércoles una carta al presidente Joe Biden y la vicepresidenta Kamala Harris pidiendo que se ponga fin al contrato del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE) con el Centro Residencial del Condado de Berks (BCRC), que hasta febrero fue utilizado para detener familias inmigrantes.

Aunque el centro, que era usado para alojar a las familias mientras esperaban su audiencia en una corte de inmigración, está vacío, los administradores del condado han propuesto al ICE que vuelva a ser usado para albergar mujeres solas y que se amplíe la capacidad de 96 a 200 camas para inmigrantes, dijo a Efe Jasmine Rivera, coordinadora de la Coalición para el Cierre de Berks.

"Pedimos a la Casa Blanca y al Departamento de Seguridad Nacional que termine el contrato entre el ICE y el condado de Berks para poner fin al uso federal del Centro Residencial del Condado" y que la instalación pueda ser usada por la comunidad, señala la carta, entregada hoy en la Casa Blanca.

Los signatarios recuerdan que celebraron cuando el pasado 26 de febrero quedaron en libertad las últimas familias que había en dicho centro, que regresaron junto a sus seres queridos o patrocinadores.

Creemos que esta decisión es solo el primer paso hacia el fin de la detención familiar de una vez por todas en este país", indica la misiva de la coalición, que lidera el representante Manny Guzmán, demócrata de Pensilvania.

Señala además que encarcelar inmigrantes, ya sean familias, niños o adultos, "es cruel, inhumano, abusivo, innecesario e inmoral; es una violación no solo de las libertades civiles estadounidenses sino también de los derechos humanos internacionales”.

La coalición afirma a Biden y a Harris que están en contra de los nuevos planes para el centro, cuyo cierre activistas han pedido durante seis años, y les recuerdan "los abusos sexuales, represalias, negligencia médica y privación de alimentos" que hubo en el centro de detenciones T. Don Hutto en Austin, Texas.

Recordaron que el Hutto fue un centro de detención para familias que fue convertido en un centro para mujeres inmigrantes.

"Nuestra lucha de años para cerrar Berks llegó a lo más alto de nuestro Gobierno hoy, cuando hablé con el presidente y le entregué una carta de más de 50 funcionarios electos apoyando el llamado de la comunidad de Berks para poner fin al encarcelamiento en nuestro patio, y que reemplace el Centro de Detención de Berks con algo que realmente sirva a los residentes locales", indicó en un comunicado conjunto Maegan Llerena, directora de Se Hace Camino en Pensilvania, una de las organizaciones de la coalición, que entregó la carta.

"Me alegró de que el presidente Biden se comprometiera a leer la carta y dijo que continuaría instando a los líderes del Congreso a aprobar un camino hacia la ciudadanía para todos los estadounidenses indocumentados. Ahora, le pedimos que ponga en marcha sus palabras cerrando el Centro Berks y terminando el contrato con ICE para que esta instalación finalmente pueda beneficiar a nuestra comunidad en lugar de dañarla”, afirmó.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.