Los matrimonios forzados aumentan en Pakistán, denuncian expertos de la ONU

Los secuestros, matrimonios y conversiones forzadas de chicas jóvenes de minorías religiosas de Pakistán van en aumento, denunciaron este lunes expertos de la ONU en derechos humanos, instando al gobierno a implicarse más para atajar esas prácticas.

"Nos ha conmocionado profundamente saber que chicas tan jóvenes, incluso de 13 años, son secuestradas a sus familias, víctimas de la trata, y llevadas a lugares alejados de sus casas, obligadas a casarse con hombres que a veces les doblan la edad y forzadas a convertirse al islam", denunció el grupo, formado por una docena de expertos independientes contratados por la ONU.

"Estamos muy preocupados por el hecho de que ese tipo de matrimonios y conversiones se haga bajo la amenaza de violencia, hacia las chicas y las mujeres o [hacia] sus familias", agregaron en un comunicado publicado este lunes.

Los especialistas instaron al gobierno pakistaní "a tomar medidas inmediatas para evitar e investigar exhaustivamente esos actos".

Las pesquisas, declararon, deberían realizarse "objetivamente y conforme a la legislación nacional y a los compromisos internacionales en materia de derechos humanos".

Los expertos son nombrados por el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas pero no se expresan en nombre de esa organización.

Entre ellos, hay relatores especiales en la venta y explotación sexual de niños, formas contemporáneas de esclavitud, violencia contra las mujeres y cuestiones relativas a las minorías.

Según las informaciones que recabaron, la justicia pakistaní acepta "pruebas fraudulentas" que hacen que parezca que esas prácticas se llevan a cabo en términos de igualdad.

"Los miembros de la familia dicen que la policía pocas veces se toma en serio las denuncias de las víctimas" y que "o rechazan registrar esos informes o afirman que no se ha cometido ningún delito porque se trata de 'matrimonios de amor'", explicaron los expertos.

Los raptores "a menudo fuerzan a sus víctimas a firmar documentos que atestiguan falsamente" que tienen la edad legal para casarse y que lo hacen por voluntad propia, advirtieron.

Son esos documentos los que luego cita la policía como prueba de que no se cometió ningún delito, según los expertos, que pidieron a las autoridades nacionales que "adopten y apliquen una legislación que prohíba las conversiones forzadas, los matrimonios forzados y precoces, los secuestros y la trata" de seres humanos.

nl/vog/ib/jvb/zm