Matan a un hombre rumbo a un sepelio y hallan 2 cuerpos en Zacatecas

ZACATECAS, Zac., noviembre 8 (EL UNIVERSAL).- Este martes en tres municipios de Zacatecas se registraron diversos hechos violentos que causaron alerta y temor entre la población, entre ellos, un asesinato de un hombre dentro de su camioneta que llevaba una corona de flores cuando salía de misa rumbo a un sepelio, además del macabro hallazgo de dos cuerpos encobijados.

Uno de los hechos que generaron gran impacto en la capital ocurrió por la tarde, cuando en los números de emergencia se recibieron reportes donde alertaban que en la colonia Lomas de Bracho, personas armadas dispararon contra un vehículo en el que iban tres tripulantes, en cuya camioneta se llevaban una corona fúnebre, ya que acababan del templo situado en ese lugar, donde se había realizado la misa de cuerpo presente de otro familiar que apenas este lunes fue asesinado en la colonia Mecánicos.

Al acudir al lugar, las corporaciones confirmaron que el hombre había perdido la vida y dos personas más que resultaron lesionadas, mismas que fueron trasladadas a recibir atención médica. Trascendió de manera extraoficial que las víctimas heridas son la esposa y un hijo que es menor de edad.

Otro hecho impactante se registró por la mañana en el municipio de Loreto, donde fueron localizados dos cuerpos personas que estaban envueltos en cobijas y bolsas negras, en cuyo lugar también se localizó un mensaje alusivo a un grupo delincuencial.

Por lo anterior se procedió a resguardar el lugar para que Policía de Investigación y Peritos de la Fiscalía General de Justicia del Estado para realizar el procesamiento del lugar a fin de que se determine la cusa de la muerte e identidad de las víctimas.

Mientras que en el municipio de Calera se reportó que en la calle Real de Córdoba de la colonia Real de Calera, se escucharon detonaciones de arma de fuego, al lugar acudieron elementos de varias corporaciones, quienes mencionaron informaron que encontraron un hombre con impactos de bala, pero al valorarlo la víctima ya no contaba con signos vitales.