“La masa de aire cálido seguirá”: cómo estará el tiempo en la costa y la ciudad durante el fin de semana

Se esperan altas temperaturas en la ciudad de Buenos Aires y la costa
Se esperan altas temperaturas en la ciudad de Buenos Aires y la costa - Créditos: @Hernán Zenteno

Calor agobiante. Eso es lo que se espera para los próximos días, sobre todo, el lunes y el martes próximos en la ciudad cuando el termómetro alcance una marca de 35°C. Mientras que el fin de semana en la Capital y la costa las temperaturas también se mantendrán altas.

Salud: Johnson & Johnson anunció el fracaso del último ensayo de una vacuna contra el VIH

Según pronosticó Cindy Fernández, comunicadora del Servicio Meteorológico Nacional (SMN), el viernes en la ciudad la mínima será de 25°C y la máxima, de 33°C. Tanto el sábado como el domingo, la mínima alcanzará los 24°C y la máxima, los 33°C.

En la costa , la comunicadora especificó que el viernes se registrará una mínima de 20°C y una máxima de 29°C. El sábado, el valor más bajo será de 20°C y el más alto, de 26°C. El domingo se espera una mínima de 16°C con máximas de 26°C.

En esta línea, Ignacio López Amorín, meteorólogo de LN+, indicó: “Las altas temperaturas van a seguir durante los próximos días hasta por lo menos la mitad de la semana que viene”. Además, pronosticó temperaturas más altas en la ciudad para el lunes y martes próximos, 34°C y 35°C, respectivamente.

Lluvias

Con respecto a las precipitaciones, la comunicadora del SMN indicó: “Entre el viernes a la noche y el sábado a la mañana puede haber algunas lluvias y tormentas en la ciudad ”. En la costa, informó que el viernes y el sábado pueden registrarse algunos chaparrones y tormentas.

Amorín dijo que entre hoy y el viernes va a llover en el norte de la Patagonia y en La Pampa. También indicó que el viernes y la mañana del sábado lloverá en la zona central: Córdoba, Buenos Aires y el sur del litoral.

Esto último podría traer un descenso temporario de temperaturas, pero una vez que pase, persistirá el calor. “Que llueva no implica que vaya a haber un cambio en la masa de aire”, aclaró el meteorólogo.

A pesar de estas altas temperaturas, no se registra una ola de calor. “La definición técnica de lo que es una ola de calor indica que para que se cumpla o se dé se tienen que registrar durante tres días consecutivos temperaturas mínimas y máximas superiores a ciertos umbrales, que varían según cada localidad”, explicó Mariela Diego, vocera de SMN.

“En la ciudad de Buenos Aires estos umbrales refieren en 22°C de mínima y una máxima de 32.3°C”, especificó Fernández. En este sentido, aclaró: “No estamos atravesando una ola de calor. El día de hoy ninguna ciudad argentina se ve atravesada por este fenómeno. Hay es una alerta de nivel amarillo por temperaturas extremas: las temperaturas son altas y se acercan a los umbrales que se consideran peligrosos, pero no necesariamente es una ola de calor”.

Temperaturas anormales

”Tanto en el norte como en algunos sectores del sur se están registrando temperaturas medias, que están más de 1°C por encima de lo normal. Sin embargo, en la Patagonia hay temperaturas bastante elevadas, que superan los 30°C, incluso en la provincia de Santa Cruz”, dijo Fernández.

“La masa de aire cálido va a continuar al menos unas semanas más, pero algunas zonas podrían experimentar alivios temporales producto de las tormentas o de las brisas costeras”, completó.

Amorín, en tanto, explicó: “Desde finales de noviembre y en diciembre hubo récords de temperaturas altas. Esto continuó este mes. Está asociado a que no entran frentes fríos y hay un sistema de alta presión que persiste en promedio. Existe un bloqueo en el norte, que hace que no llueva y que los días estén soleados, de esta manera la temperatura se dispara”.

“A finales de mes podrían pasar dos frentes fríos, una situación que no ocurre desde hace muchos meses y esto podría empezar a alternar un poco los períodos cálidos con los períodos un poco más frescos”, expuso. Y agregó: ”Por lo pronto el pronóstico trimestral sigue indicando condiciones cálidas en gran parte del país, sobre todo en la Patagonia y en la zona central y con lluvias inferiores a lo normal”.

Recomendaciones

Las recomendaciones para este tipo de eventos son indicadas por el Ministerio de Salud de la Nación:

  • Aumentar el consumo de agua sin esperar a tener sed para mantener una hidratación adecuada.

  • No exponerse al sol en exceso, ni en horas centrales del día (entre las 10 y las 16 horas).

  • Prestar atención a los bebés, niños y niñas y a las personas mayores.

  • Evitar las bebidas con cafeína, con alcohol o muy azucaradas.

  • Evitar comidas muy abundantes.

  • Ingerir verduras y frutas.

  • Reducir la actividad física.

  • Usar ropa ligera, holgada y de colores claros; sombrero, anteojos oscuros.

  • Permanecer en espacios ventilados o acondicionados.

Cabe recordar que no existe un tratamiento farmacológico contra el golpe de calor y solo los métodos clásicos, citados anteriormente, pueden prevenirlo y contrarrestarlo. Ante sed intensa y sequedad en la boca, temperatura mayor a 39º C, sudoración excesiva, sensación de calor sofocante, piel seca, agotamiento, mareos o desmayo, dolores de estómago, falta de apetito, náuseas o vómitos, dolores de cabeza, entre otros, se deberá actuar de la siguiente manera:

  1. Solicitar inmediata asistencia médica.

  2. Trasladar a la persona afectada a la sombra, a un lugar fresco y tranquilo.

  3. Intentar refrescarla, mojarle la ropa y darle de beber agua fresca.