Martin Braithwaite feliz en Barcelona e ilusionado con clásico

Por Diego de la Vega

Barcelona, Esp., 27 Feb (Notimex).- Previo al clásico en La Liga frente al Real Madrid, Martin Braithwaite, el reciente fichaje del Barcelona, se mostró feliz de  incorporarse a sus filas y se confesó admirador del argentino Lionel Messi a quien catalogó como Dios.

El delantero danés consideró como un sueño el ser jugador del Barcelona, ya que llegar a un club grande era una de sus metas, además se rindió en admiración por su compañero, “si el futbol fuese una religión, Messi sería un Dios; nadie puede hacer las cosas que él hace, es único. Tenemos mucha suerte de contar con él”.

Maravillado tras su primera semana en el club, Braithwaite tuvo un buen un recibimiento de la plantilla, por lo que recuerda su primer entrenamiento bajo las órdenes de Quique Setién con mucho cariño.

Sobre el próximo compromiso del Barça ante Real Madrid se dijo ilusionado de vivir su primer clásico, “es el partido más importante del mundo, será muy intenso y sé que habrá tensión. Tengo varios recuerdos como aficionado, a Ronaldinho le aplaudieron en el (Santiago) Bernabéu”.

Además se mostró agradecido con su exequipo Leganés y confesó seguir incrédulo ante la situación que está viviendo, ya que en una semana cambió de estar peleando el descenso y ahora competirá en los primeros puestos por el campeonato.

El delantero azulgrana expresó que era seguidor del conjunto culé desde hace tiempo, ya que varias figuras del club las considera como sus ídolos, como Kluivert, Ronaldinho y Ronaldo, además de su compatriota Laudrup con el que espera conversar y recibir consejos.

Martin mencionó que quiere ser un ejemplo y motivación para sus hijos, ya que reveló una difícil situación que vivió en su infancia, “por problemas en la cadera tuve que estar dos años en silla de ruedas, tenía que descansar, no podía forzar las piernas. Para un niño como yo, que jugaba y le encantaba el futbol, fue muy difícil".

-Fin de nota-

 

NTX/DDV