Marinos fallecidos "dejan gran legado de honor"

·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, julio 18 (EL UNIVERSAL).- La Secretaría de Marina (Semar) rindió un homenaje a los 14 elementos de ese instituto armado que fallecieron tras el desplome de su helicóptero, luego de participar en la recaptura del narcotraficante Rafael Caro Quintero en Sinaloa.

A través de un video institucional en el que se observa un buque de guerra y diversas comitivas de marinos rindiendo minutos de silencio, se reconoció la valentía de los elementos.

"El amor por la patria de un marino es eterno, hoy nos encontramos de luto, pues 14 integrantes honorables de la familia naval emprendieron su última travesía, dándonos un vacío irreparable y un gran legado de honor por México", se señala en el video.

También se observan imágenes del homenaje de cuerpo presente que se rindió en las instalaciones de la Semar, y que estuvo encabezado por el almirante secretario de la dependencia, José Rafael Ojeda Durán.

"La Armada no olvida y recordará por siempre la gloria de haber tenido entre sus filas a tan excelsos marinos, cuyos nombres hoy enaltecemos en un eterno recuerdo que sacudirá nuestras memorias al evocarlos portando su uniforme llenos de grandeza, valor y orgullo de ser marinos. Descansen en paz hermanos marinos, han cumplido su deber", concluye el video.

Ayer domingo, los cuerpos de los 14 elementos de la Marina fueron trasladados a la Ciudad de México vía aérea bajo un fuerte operativo de seguridad, que partió desde una funeraria de la ciudad de Los Mochis rumbo al aeropuerto, para ser alojados en dos aeronaves federales, en las que fueron transportados a la capital del país.

Fue el presidente Andrés Manuel López Obrador quien confirmó que los 14 marinos fallecidos en el accidente participaron respaldando a quienes ejecutaron la orden de aprehensión de Rafael Caro Quintero, histórico líder del Cártel de Guadalajara y uno de los narcotraficantes más buscados, pedido en extradición por Estados Unidos.

El viernes pasado, en un operativo especial ejecutado en la comunidad de San Simón, pequeño poblado de la sierra del municipio de Choix, Sinaloa, de sólo 29 habitantes, fue detenido Caro Quintero, uno de los 10 hombres más buscados del mundo y por el que el gobierno de Estados Unidos ofrecía 20 millones de dólares por su captura.

Una de las tres unidades aéreas que participaron en el operativo, con 15 elementos navales a bordo, se desplomó cerca del Aeropuerto Internacional de Los Mochis, entre siembras agrícolas. A causa del impacto del helicóptero Black Hawk, 14 marinos fallecieron y uno más resultó gravemente herido y fue trasladado vía aérea a la Ciudad de México.

Rafael Caro Quintero, El Narco de Narcos, es originario de La Noria, Sinaloa. Es recordado por ser uno de los fundadores del Cártel de Guadalajara junto a su compadre Miguel Ángel Félix Gallardo, El Jefe de Jefes, y su amigo Ernesto Fonseca Carrillo, Don Neto, este último tío de Sandra Ávila Beltrán, llamada La Reina del Pacífico.

Rafael Caro Quintero fue condenado a 40 años de prisión por el asesinato en México en 1985 del agente de la agencia antidrogas estadounidense (DEA) Enrique Kiki Camarena. Al cumplir 28 años en la cárcel, un tribunal federal ordenó su liberación en 2013.

Aunque la identidad de los elementos castrenses no se ha confirmado, se menciona que dos de ellos son originarios de Oaxaca. En redes sociales, un familiar relevó que su pariente, uno de los marinos caídos, era del Istmo de Tehuantepec.

Incluso invitó a la comunidad para que participara en la recepción del cuerpo ayer: "Te vamos a extrañar. Te admiré hasta el último momento, siempre diste todo y tu último aliento fue por tu patria, por tu país. Te amo", escribió en redes sociales.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.