Quién es María Migliore, la dirigente con la que Horacio Rodríguez Larreta quiere disputar el voto peronista cambiando la economía popular

Rafael Córdoba Poó
·8  min de lectura

La ministra de Desarrollo Humano de la ciudad de Buenos Aires llega a su oficina de la avenida Piedra Buena apurada. Acaba de terminar un recorrido por Los Piletones, un barrio al costado del lago Soldati, y después tendrá una reunión sobre la reapertura de los centros de primera infancia. Está agitada. Pide disculpas por llegar tarde aunque esté en hora.

Su despacho luce blanco y austero, casi como si no pasara tiempo en él. Al entrar, los grandes ventanales ofrecen de contraste una vista de Ciudad Oculta, el pequeño asentamiento y gran recordatorio de que aún "falta muchísimo por hacer".

La muerte de Carlos Menem: el PJ riojano debate quién ocupará la banca que deja en el Senado

Suele señalarse en el ámbito porteño que la ministra puede ser la espada de Larreta para disputarle al peronismo el favoritismo del que goza en los sectores populares. "Tengo la convicción de que nosotros somos el espacio que más puede transformar a los sectores populares y que eso debe trabajarse más en términos políticos", asegura.

El ministerio de Desarrollo Humano se encuentra en el antiguo predio del Elefante Blanco, una enorme estructura abandona a cuyos bordes creció la villa de Ciudad Oculta, actualmente renombrada como Barrio 15.
Fuente: Archivo

Su Ministerio irrumpe en un paisaje que está obsesionado por transformar. Ubicado a 16 kilómetros del microcentro porteño, en una zona poco transitada de la capital, marca una intención por modificar zonas poco atendidas por anteriores administraciones. Para hacerle lugar fue demolido íntegramente el hospital para tuberculosos apodado "el Elefante Blanco", un ambicioso proyecto jamás finalizado y devenido en ruinas.

La ministra María Migliore señala el barrio que le devuelve la mirada y dice: "Yo trabajo todos los días para que las personas que viven en lugares como este tengan más oportunidades". En diálogo con LA NACION compartió sus ideas sobre el desarrollo productivo, la necesidad de consensos y de posibles futuros abordajes políticos.

Su llegada a la política se dio a través de la acción social. Nacida en Bella Vista, partido bonaerense de San Miguel, asistió a un colegio privado religioso que la incentivó a ponerse en contacto con realidades distintas a la suya.

Migliore también es muy cercana a los curas villeros y admite que ellos han influido mucho en su mirada personal, por "el rol central que tienen en sus comunidades". Actualmente trabaja con varios de ellos en cuestiones de rehabilitación por adicciones y en comedores, según el barrio. Confiesa su admiración por el compromiso que demuestran y por su presencia, un atributo que ella considera central en su gestión.

"Creo en un Estado que sale a la calle, que está presente. Desde la presencia se genera la transformación. Impulsamos que nuestros equipos trabajen desde los lugares que tienen que transformar", afirma.

Plan de integración

Tras llegar a ser gerente general del Instituto de Vivienda de la Ciudad de Buenos Aires en 2016, fue designada ministra por la actual administración de Horacio Rodríguez Larreta y continuó con el modelo de intervención que ayudó a construir. "Impulsamos la construcción de viviendas, pero con un diferencial: pensamos los barrios integrados a la ciudad. Hay que pensar estos barrios a partir de su dinámica productiva, en relación con el tejido urbano y como parte de la dinámica general de servicios de la ciudad. No se trata sólo de la vivienda, sino también de las calles, los centros de salud, las escuelas, la infraestructura", explica.

"También hay que pensar en cómo captar todo ese trabajo que ya existe en los barrios populares, su dinámica socioproductiva. La pregunta que debemos responder es, ¿cómo hacer para romper las barreras estructurales existentes para fortalecer esta dinámica? Tenemos que generar mecanismos nuevos que logren captar el trabajo que hay en estos lugares y los hagan crecer e integrarse. El desafío está en generar desarrollo de abajo hacia arriba. Al trabajo que ya existe tenemos que potenciarlo reconociéndolo, formalizándolo", continúa.

Tenemos que generar mecanismos nuevos que capten el trabajo que hay en estos lugares y los hagan crecer e integrarse. Al trabajo existente tenemos que potenciarlo reconociéndolo, formalizándolo.María Migliore, ministra de Desarrollo Humano y Hábitat

"Identificamos que siempre hay tres tipos de trabas, más allá de la industria: en la producción, en la comercialización y en el acceso al financiamiento. Hay que generar los encuentros y acompañarlos en su camino a la formalización. Desde el año pasado trabajamos para encontrar distintas empresas con emprendedores populares para que ingresen a la cadena de valor de compras de las empresas", dice. Un caso destacable es el de un grupo de emprendedores textiles del barrio 1-11-14, que terminó realizando una venta para Toyota de mochilas, muñecos y riñoneras

Consensos

Migliore es conocida por incentivar el trabajo en conjunto con dirigentes y carteras con intereses a menudo muy distantes de los suyos. Se la ha llegado a caracterizar como uno de los puentes que el jefe de Gobierno tiende con la administración nacional.

"Es inconcebible llevar a cabo un cambio sin todos los actores que forman parte de estos temas en el día a día. Me siento con Juan Grabois, me siento con [el secretario de Economía Social] Emilio Pérsico, me siento con el [secretario general de la UTEP] Gringo Castro y con el mundo empresarial también. Parte del rol del Estado es acercar a todos los jugadores a la mesa. Tenemos que ser capaces de generar consensos las organizaciones, los referentes de los barrios, el Estado y los empresarios", señala.

La tensión con el campo: la UIF pone la lupa sobre las empresas cerealeras

Migliore destaca la gestión de la pandemia como ejemplo de este trabajo en conjunto. También resalta, sin disimular su orgullo, el amplio acuerdo entre todos los partidos para apoyar la sanción de leyes de integración social promovidas desde su cartera en la Legislatura porteña. Entre ellas está la Ley de Promoción a la Economía Social y Popular. Sancionada a comienzos de diciembre de 2020, esta busca brindar accesos al crédito para la adquisición de tecnología y beneficios impositivos para incentivar la formalización de sectores sociales relegados.

"Esto no quiere decir que vayamos a estar de acuerdo en todo. Pero me parece que hay que ir construyendo los pisos mínimos de acuerdo para que la política sea más rica respecto de las distintas miradas y para que las políticas sean a largo plazo. Si planteamos un esquema que necesita ser continuado a lo largo del tiempo, tiene que haber un mínimo consenso entre todos los actores. Los procesos de transformación necesitan 20, 30 años de sostenimiento", comenta.

Evaluaciones

Migliore no habla de sus diferencias con la oposición. Su discurso pone el énfasis en los encuentros y en las experiencias exitosas. Su evaluación sobre otras gestiones busca evitar conflictos. No duda, sin embargo, al señalar por qué integra una administración de Juntos por el Cambio y no suscribe al peronismo, aunque los sectores que busca beneficiar lo apoyen con fuerza.

"El peronismo tiene una gran capacidad para captar el sentir de los sectores populares y es algo que respeto mucho. A mí lo que me convoca es la transformación de la realidad. Yo creo que hay varios aspectos de esa realidad que hay que transformar. Hay un valor muy grande en los sectores populares respecto a lo comunitario, a las personas, las vivencias, pero existe una condición de desigualdad que debe ser transformada de raíz. Trabajo todos los días para dar pasos concretos en eso", dice.

Desde lo personal, yo sí tengo la convicción de que nosotros somos el espacio que más puede transformar a los sectores populares y que eso debe trabajarse más en términos políticos.María Migliore, ministra de Desarrollo Humano y Hábitat

"Horacio Rodríguez Larreta es para mí la persona que más capacidad tiene para transformar en la Argentina. Si yo miro el nivel de inversión social de la ciudad, él fue el jefe de gobierno que más plata puso en los sectores populares desde que volvió la democracia. Para mí la transformación tiene que ser concreta, real", subraya.

Vuelta a clases: en la provincia, gremios docentes resisten el regreso a las aulas por la falta de vacunas y el estado de las escuelas

A pesar del cambio que llevó a cabo Rodríguez Larreta en los distintos asentamientos de la ciudad, su posible continuidad en la gestión no convenció a sus habitantes. En el barrio 31, por ejemplo, donde la inversión superó los $800 millones, perdió por una diferencia mayor a 30 puntos contra el candidato del Frente de Todos, Matías Lammens. Migliore argumenta que "el resultado se explica por la situación macroeconómica y por nuestro abordaje estructural. No hubo un interés electoral a la hora de plantear cómo generar la política pública de transformación".