El mapa de internas de Juntos por el Cambio: Pro, la UCR y la CC quedaron cruzados en once distritos

·5  min de lectura
Carrió, Negri, Lousteau, Bullrich, Macri y Larreta
Carrió, Negri, Lousteau, Bullrich, Macri y Larreta

Sin un conductor nacional ni un relato uniforme, Juntos por el Cambio superó en julio su primera prueba de durabilidad desde que volvió al llano: tras el cierre de alianzas, la coalición opositora mantuvo la unidad en 21 de los 24 distritos del país. Sin embargo, las PASO del domingo próximo serán un test clave para el espacio, ya que el Pro, la UCR y la CC lidiarán con 17 internas en todo el país. El desafío para los fundadores de Cambiemos es evitar que esas contiendas intramuros dejen heridos y fisuras para la batalla con el kirchnerismo en las generales de noviembre.

El mapa de las diecisiete internas es un retrato de la puja entre facciones que generó en JxC la salida del poder en 2019. Ya sin Mauricio Macri como líder indiscutido o un gobierno que ordene la oferta, la coalición tuvo que acudir a las PASO en casi todos los distritos -solo habrá listas únicas en Corrientes, Jujuy, San Juan y Formosa - para dirimir sus diferencias.

En once provincias habrá competencias “cruzadas” entre primos. Es decir, macristas, radicales o lilitos irán mezclados en las listas y, dependiendo el escenario, serán rivales o socios. Los ejemplos más nítidos de las contiendas “cruzadas” son Córdoba y Santa Fe, donde el Pro y la UCR van partidos . Lo mismo ocurrirá en Entre Ríos, Chaco, Tucumán, Catamarca, Santiago del Estero, Misiones y la Capital.

En cinco distritos , el Pro medirá fuerzas con el radicalismo, su principal retador en la pelea por el liderazgo de JxC. El epicentro de esa pelea será Buenos Aires, donde el radical Facundo Manes se enfrentará con el larretista Diego Santilli. También habrá choques entre correligionarios y macristas, con matices en la conformación de alianzas que compiten en cada escenario, en Tierra del Fuego, Salta, Santa Cruz y Río Negro.

El juego de intereses cruzados en la disputa entre Pro y la UCR por el liderazgo de Juntos por el Cambio

Mendoza será sede de una interna anómala. En el terruño gobernado por el radical Rodolfo Suárez, la UCR y Pro competirán en las PASO contra una lista de la CC, de Elisa Carrió. En casi todo el país -excepto Mendoza y Neuquén-, Carrió actuó de forma orgánica: optó por integrar las nóminas que reunían representantes de los partidos fundadores de Cambiemos. El armador de Carrió fue Maximiliano Ferraro, titular de la CC, quien arrancó la semana pasada un raid por el interior para apuntalar candidatos.

Vidal y Larreta, en el Parque Las Heras
Vidal y Larreta, en el Parque Las Heras


Vidal y Larreta, en el Parque Las Heras

Si bien las autoridades de JxC hicieron un balance positivo del cierre de alianzas, la coalición opositora se quebró en Neuquén, La Rioja y San Luis . En esos distritos, que ponen en juego tres bancas de diputados, hubo fuertes cruces entre los socios y las heridas aún no cicatrizaron.

En estas legislativas, JxC, que aspira a evitar que Cristina Kirchner acceda a los dos tercios en la Cámara alta, renueva senadores en ocho provincias: Córdoba, Santa Fe, Chubut, La Pampa, Mendoza, Tucumán y Corrientes. Por lo tanto, los jerarcas de la fuerza presentarán especial atención al resultado de las PASO en esos distritos, sobre todo en donde se desató una interna feroz entre alfiles cambiemitas. La UCR ponen juego cinco bancas de senadores y el Pro, una. También se terminan los mandatos de dos socios: Ernesto Martínez, ladero de Juez, y la peronista María Vucasovich. En Diputados, la UCR y Pro renuevan la misma cantidad de escaños: 26. La CC, en tanto, arriesga siete legisladores.

Intereses cruzados

Las internas también generan tensión en la cúpula de la coalición. Por ejemplo, Mauricio Macri y Bullrich medirán fuerzas en Córdoba, un bastión macrista en comicios nacionales. Allí, Macri jugó a fondo por Gustavo Santos, exministro de Turismo, y el radical Mario Negri, mientras que Bullrich respalda a Luis Juez, Rodrigo de Loredo (UCR) y Laura Rodríguez Machado (Pro). La exministra y el expresidente también apuestan por distintos candidatos en Tucumán, donde Macri promociona la boleta del radical José Cano y Silvia Elías de Pérez, que integra Alberto Garmendia (Pro). Carrió también empuja esa lista. En cambio, Bullrich y el partido apalancan al intendente de San Miguel de Tucumán, Germán Alfaro. En todo el país, debido a su rol, la exministra decidió apuntalar a los postulantes de la estructura orgánica de Pro. Esta semana siguió con su gira por el interior: fue a Tierra del Fuego acompañada por Damián Arabia, secretario de la presidencia de Pro.

Elisa Carrió apoya a José Corral en Santa Fe
Elisa Carrió apoya a José Corral en Santa Fe


Elisa Carrió apoya a José Corral en Santa Fe

En tanto, Horacio Rodríguez Larreta se mostró prescindente en los distritos donde hay competencia cruzada entre macristas. De hecho, se desmarcó ayer de los afiches que aparecieron en Córdoba con su imagen pegada a la de Juez, rival de Negri. Uno de los emisarios larretistas para el armado en el interior fue Eduardo Macchiavelli, secretario general de Pro. Como el jefe porteño, Alfredo Cornejo (UCR) optó por tomar distancia donde hay internas entre radicales.

Tensiones, guerra de fotos y negociaciones fallidas en la interna porteña de Juntos por el Cambio

Sin postularse, Martín Lousteau (UCR) y Carrió también participan activamente en la campaña. En Santa Fe, la líder de la CC va con el radical José Corral y Roy López Molina (Pro). En Córdoba, Lilita apostó por Negri. Por su parte, Lousteau impulsa a Vidal en la ciudad; a Manes, en Buenos Aires; a Maximilino Pullaro, en Santa Fe; y a De Loredo, en Córdoba.

En la Capital, casa matriz de Pro , el radical Adolfo Rubinstein (Adelante Ciudad) desafía el liderazgo de Lousteau, referente de la UCR porteña y socio de Larreta en el distrito.

Acto de Mauricio Macri y Federico Angelini en Rosario
Marcelo Manera


Acto de Mauricio Macri y Federico Angelini en Rosario (Marcelo Manera/)

El jefe porteño, quien destaca que JxC logró blindar la unidad en el llano gracias a las PASO, se enfocará en su experimento electoral en el AMBA. Si como se prevé, María Eugenia Vidal se impone en la Capital y Santilli vence a Manes en la interna bonaerense de Juntos, Larreta podrá jactarse de que su propuesta va en el “camino correcto”. “Será difícil construir un balance. Es probable que la UCR se imponga en más distritos, pero si el Pro gana en Buenos Aires y la Capital, eso va a pesar a favor de Horacio”, concluye un larretista.De todos modos, el alcalde quiere mirar “la película” de noviembre, no la foto de las PASO.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.