Manifestantes irrumpen en el Parlamento de Irak por 2da vez

·2  min de lectura

BAGDAD (AP) — Miles de seguidores de un influyente clérigo chií irrumpieron el sábado en el Parlamento de Irak por segunda vez esta semana para protestar contra los esfuerzos para la formación de un nuevo gobierno encabezados por grupos respaldados por Irán.

En un primer momento, las fuerzas de seguridad emplearon gases lacrimógenos y bombas aturdidoras para tratar de hacer retroceder a los manifestantes y causaron varios heridos, según constataron reporteros de The Associated Press. El Ministerio de Salud dijo que había recibido 60 pacientes heridos.

La sesión parlamentaria prevista no se celebró y no había los legisladores en el pleno.

Atendiendo a los llamados del clérigo Muqtada al-Sadr, los inconformes emplearon cuerdas para derribar las barricadas de concreto instaladas en el acceso a la Zona Verde de la capital iraquí, que alberga embajadas extranjeras y edificios institucionales.

Los manifestantes entraron entonces a la sala del Parlamento e izaron la bandera iraquí y retratos de Al Sadr. Fue la segunda en tres días que el religioso ordenó a sus seguidores que realizaran una sentada en la Zona Verde. Las protestas son una táctica de presión utilizada por el clérigo contra los esfuerzos de formación de gobierno liderados por sus rivales políticos del Marco de Coordinación, una alianza de partidos chiíes apoyada por Teherán.

El primer ministro interino, Mustafa al-Kadhimi, pidió a las fuerzas de seguridad que protegieran a los inconformes, a quienes pidió que se manifestaran de forma pacífica. En el interior del edificio, el operativo de seguridad fue menos agresivo y pudo verse a muchos soldados sentados y conversando con los ocupantes.

Algunos manifestantes empezaron a trasladarse desde allí al edificio del Consejo Judicial.

“Vinimos hoy aquí para desalojar a la clase política corrupta e impedir que se celebre una sesión parlamentaria, y para evitar que Marco forme gobierno”, afirmó Raad Thabet, de 41 años. “Respondimos al llamado de Al-Sadr”.

El partido de Al-Sadr abandonó en junio las conversaciones para la formación de gobierno, lo que dio a sus rivales de la coalición la mayoría necesaria para avanzar en el proceso.

Muchos manifestantes vestían de negro para conmemorar los días previos a Ashura, que conmemora la muerte del imán Hussein, nieto del profeta Mahoma y una de las figuras más importantes del islamismo chií. El mensaje de Al-Sadr a sus seguidores ha utilizado el importante día en el Islam chií para alentar protestas.

Al-Sadr ha utilizado su gran base de seguidores como palanca contra sus rivales.

El miércoles, cientos de sus seguidores irrumpieron en el edificio del Parlamento después de que la alianza Marco nombrara a Mohammed al-Sudani como su candidato para el cargo de primer ministro y señalara su disposición a formar un gobierno a pesar de sus amenazas.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.