Candidato opositor reivindica mayoría tras elecciones en Malasia

El líder de la oposición malasia, Anwar Ibrahim, afirmó el domingo que su coalición reunió los escaños suficientes para formar un gobierno, lo que podría allanar el camino para que se convierta en primer ministro tras unas disputadas elecciones.

Sin embargo, el ex primer ministro Muhyiddin Yassin, que encabeza la agrupación rival Perikatan Nasional (Alianza Nacional), dijo que también estaba en conversaciones para formar el próximo gobierno tras los comicios celebrados el sábado.

En las elecciones, convocadas 10 meses antes de lo previsto, concurrieron cuatro coaliciones. Si ninguna obtiene mayoría clara, los analistas consideran que el país enfrentará una mayor inestabilidad política.

"Tenemos ahora la mayoría para formar un gobierno", aseguró Anwar, de 75 años, durante una rueda de prensa tras horas de negociaciones. "La mayoría significa más de 111", añadió, sin detallar los nombres de los que podrían aliarse con él.

Tras el recuento de los 219 escaños parlamentarios en liza, la coalición Pakatan Harapan (Alianza de la Esperanza) de Anwar obtuvo 82 por 73 de la de Muhyiddin, según los resultados oficiales.

La coalición gobernante Barisan National -- dominada por el partido Organización Nacional de Malasios Unidos (UMNO) del exdirigente encarcelado Najib Razak y encabezada por el ex ministro del Interior Ahmand Zahid Hamidi -- se quedó muy atrás, con 30 escaños.

Los partidos regionales más pequeños serán claves para formar coaliciones. Se suponía que había 222 escaños en juego, pero dos candidatos murieron y la votación se suspendió en un distrito debido a las malas condiciones meteorológicas.

"Estamos dispuestos a trabajar con cualquier partido", dijo Muhyiddin a la prensa. Según Anwar, es "imposible" que el bloque de Muhyiddin logre formar una mayoría.

Malasia, un país multiétnico, es la tercera economía del Sudeste Asiático.

- Alta participación -

En todo el país se registraron largas filas para votar, pese a los temores de que las lluvias monzónicas afectaran la participación.

La Comisión Electoral dijo que la participación era de un 70% a las 16H00 (08H00 GMT), dos horas antes del cierre de urnas.

La Organización Nacional de Malasios Unidos (UMNO) suele dominar la política en este país del Sudeste Asiático, que sufre el embate del alza de los precios de los alimentos.

Sin embargo, sufrió una derrota en las elecciones generales de 2018 tras un enorme escándalo de corrupción en el fondo estatal 1MDB.

Miles de millones de dólares de fondos estatales fueron desviados a propiedades en Beverly Hills, un superyate, una película de Hollywood y a cuentas bancarias del ex primer ministro Najib, que cumple una sentencia de 12 años de prisión.

Pero los dos gobiernos que sucedieron a UMNO se vieron afectados por combates internos, permitiendo al partido volver el año pasado al poder.

Anwar Ibrahim, el popular líder de oposición, basó su campaña en la promesa de luchar contra la corrupción.

Los partidos opositores temían que una victoria del UMNO provocara la liberación del ex primer ministro Najib y el abandono de los cargos por corrupción contra Zahid, su cabeza de filas en las elecciones, y otros dirigentes del partido.

El tamaño del censo subió de 18 millones hace cuatro años a más de 21 millones, luego de que en 2021 se redujera de 20 a 18 años la edad para votar.

jsm/mba/skc/cwl/mas/atm/an-sag/eg/dbh