La maestra que convenció a las Bahamas de prohibir el plástico de un solo uso

Kristal Ambrose tenía claro que si no se frenaba los plásticos de un solo uso Las Bahamas acabarían enterradas en deshechos . Logró prohibirlos en todas las islas.