Macron reprocha a Moscú perjudicar de nuevo la seguridad alimentaria mundial

París, 1 nov (EFE).- El presidente francés, Emmanuel Macron, reprochó hoy a Moscú que haya suspendido el acuerdo para la exportación de grano ucraniano por vía marítima, "una decisión unilateral de Rusia que perjudica de nuevo a la seguridad alimentaria mundial".

Esta es, según el Elíseo, la posición manifestada por Macron durante una conversación telefónica con el presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, en relación con el anuncio ruso de que no tiene intención de seguir aplicando ese acuerdo alcanzado por los dos contendientes en julio, bajo los auspicios de la ONU y de Turquía.

El compromiso, que inicialmente debía estar en vigor hasta el 19 de noviembre con posibilidad de prolongarse si las partes así lo convenían, tenía como objetivo declarado permitir la salida con barcos mercantes con garantías de seguridad de cereales de Ucrania, que tradicionalmente ha sido uno de los principales exportadores mundiales, sobre todo en dirección a países africanos.

Rusia justificó esa suspensión en reacción a los ataques con drones sufridos la semana pasada por su flota en el puerto de Sebastopol, en Crimea y quiere que se aclaren primero.

En su conversación con Zelenski, el presidente francés calificó de "falsas" las alegaciones" rusas de que Ucrania estaría preparando una bomba atómica "sucia", y felicitó "la transparencia ejemplar" que han mostrado las autoridades ucranianas para que el Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) pueda llevar a cabo una misión que descarte "las acusaciones sin fundamento".

Sobre la central nuclear ucraniana de Zaporiyia, que está desde el mes de marzo bajo el control de las tropas rusas, Macron denunció las "presiones" que ejercen esos militares sobre el personal ucraniano que trabaja en las instalaciones, y que "compromete todavía más" la seguridad.

El jefe del Estado francés prometió aumentar en breve su apoyo militar a Ucrania, en particular en la defensa antiaérea, y ayudarle de cara al invierno, en una fase de la guerra en que los bombardeos rusos están dañando gravemente las infraestructuras eléctricas y de aprovisionamiento de agua.

Macron señaló que favorecerá la movilización internacional en favor de Ucrania y, a ese respecto, ambos mandatarios acordaron organizar el 13 de diciembre una conferencia en París.

El objetivo será respaldar la resistencia civil durante el invierno. Además, la víspera de esa conferencia habrá otra conferencia bilateral franco-ucraniana para que se impliquen las empresas francesas. EFE

ac/fpa

(c) Agencia EFE