México: fiscal vincula a autodefensas con narcos

MEXICO (AP) — Un grupo de autodefensa en el oeste de México tiene al parecer vínculos con el cártel de las drogas llamado Jalisco Nueva Generación, dijo el viernes una alta funcionaria judicial.

Los miembros de ese grupo en el municipio de Buenavista en el estado de Michoacán afirman que su propósito como "policías comunitarios" es defender a su población ante otra organización narcotraficante, los Caballeros Templarios.

Pero la subprocuradura federal de justicia Mariana Benítez dijo que al menos uno de los 34 integrantes de ese grupo, detenidos esta semana, tiene antecedentes penales y también "nexos claros" con el cartel Jalisco Nueva Generación, al igual que otros miembros.

Una partida de soldados irrumpió esta semana en la comunidad y detuvo al grupo de autodefensa luego de que éste secuestró a la policía local y le confiscó vehículos policiales y armas. Benítez informó que algunos de los aprehendidos hicieron disparos durante el allanamiento militar.

El jueves, el subsecretario del interior Eduardo Sánchez dijo que los llamados grupos de autodefensa son "personas armadas por grupos de la delincuencia organizada que operan en los estados de Jalisco, Michoacán y Colima ", ubicados en la costa del Pacífico. Esa es aproximadamente la zona donde opera Nueva Generación, que enfrenta a los Caballeros Templarios que radican en Michoacán.

Los soldados decomisaron 18 fusiles de asalto y 15 pistolas, por lo que los detenidos serían acusados al menos de posesión de armas prohibidas.

La irrupción del ejército en Buenavista es la acción más enérgica del gobierno contra un auge de grupos de "autodefensa" o "policías comunitarios", cuyos integrantes enmascarados han instalado retenes en varias partes del sur y oeste de México.

Los grupos dicen que luchan contra la violencia, los secuestros y las extorsiones cometidas por cárteles de la droga, pero existe el riesgo de estarían violando la ley y los derechos humanos de las personas que detienen o incluso en algunos casos cooperarían con delincuentes.

Conscientes de que no han llevado seguridad pública a diversas áreas rurales, las autoridades han tolerado de manera general a los grupos de autodefensa que han aparecido en Michoacán y en el vecino estado de Guerrero.

Pero los miembros del grupo en Buenavista se excedieron al parecer cuando a principios de semana ocuparon las instalaciones de la policía local, secuestraron a agentes y confiscaron armas y vehículos policiales.

Los vigilantes comunitarios en Buenavista y en el poblado cercano de Tepalcatepec surgieron en febrero con algunos rasgos que despertaron sospechas como armas modernas, camisetas estampadas y ropa que no reflejaba la acostumbrada diversidad de participantes. En otras poblaciones, los grupos de autodefensa son campesinos con ropas humildes y antiguos rifles de caza de un tiro.

La semana pasada apareció colgada cerca de un camino una pancarta hecha profesionalmente, del tipo acostumbrado por los Caballeros Templarios, en que los vigilantes comunitarios de Buenavista eran acusados de ser delincuentes que colaboraban con un cártel de las drogas.

Cargando...