México vive contexto político ríspido y polarizado: Investigadora

·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, abril 15 (EL UNIVERSAL).- A 52 días de las elecciones del 6 de junio, México vive un contexto político ríspido y muy polarizado, que conlleva la descalificación, el embate y el ataque a personas, actores políticos y partidos, y que no favorece el diálogo, el debate y la confrontación de ideas, advirtió la doctora María Teresa González Luna, integrante del Sistema Nacional de Investigadores y coordinadora de la cátedra "Unesco Igualdad y no Discriminación" de la Universidad de Guadalajara.

Al participar en el Ciclo de Conferencias: Guía para la Acción Pública, de su autoría, la doctora González Luna advirtió que el ambiente político polarizado también afecta a colectivos y a grupos de población que de manera reiterada y acumulada son víctima de discriminación, lo que incide en su marginación en la participación política y electoral.

Aseguró que el Instituto Nacional Electoral (INE) está haciendo un esfuerzo importante para nivelar las oportunidades de participación político electoral y atender la histórica discriminación que sufren sectores de la población.

En este sentido, puntualizó que la sociedad debe reconocer los avances, pero también los rezagos en la lucha contra la discriminación electoral y el proceso de una construcción de cultura política democrática incluyente.

"Las acciones para la igualdad deben ser planeadas estratégicamente, como lo han hecho las autoridades electorales, aplicadas de manera no discrecional y es importante que estas medidas sean medibles en cuanto a sus resultados e impacto, sobre todo porque una de sus características es la transversalidad que permite transformar los patrones culturales y políticos del quehacer público y las instituciones", afirmó.

Durante el Foro Virtual, organizado por el INE, participaron también los consejeros electorales Martín Faz Mora, Roberto Ruiz Saldaña y Adriana Favela Herrera, quienes coincidieron en que el órgano electoral ha dado pasos en el combate a la desigualdad electoral para garantizar los derechos de grupos sociales minoritarios.

Faz Mora advirtió que no basta la celebración de elecciones democráticas para elegir a nuestros representantes como forma de participación política universal, si ésta no se realiza con total respeto a los derechos fundamentales que prevén la Constitución y los tratados internacionales en la materia de los que México forma parte.

"Los derechos humanos son el piso sobre el que se deben desplegar la conformación de los gobiernos, es decir, del poder político en condiciones de plena libertad e igualdad. El ejercicio de los derechos político electorales entonces, es inseparable del respeto al conjunto de los demás derechos fundamentales de los que todos tenemos derecho a gozar; de lo contrario, el modelo democrático puede ser no solo cuestionado, sino incluso, comprometido en sus fines", señaló.

La consejera Adriana Favela destacó entre algunas acciones emprendidas por el INE en favor de las mujeres, la paridad de género en las candidaturas; fórmulas integradas por personas del mismo género, aunque mujeres sí pueden ser suplentes de hombres; colocación de mujeres en los primeros lugares de las listas de representación proporcional, y la exigencia a partidos políticos para registrar por lo menos a 7 mujeres como candidatas en las 15 gubernaturas que estarán en disputa el próximo 6 de junio.