Médicos Sin Fronteras alerta del sufrimiento mental de los migrantes en el Darién

·4  min de lectura

Ciudad de Panamá, 11 jun (EFE).- Médicos Sin Fronteras (MSF) alertó en una entrevista con Efe del desgaste mental con el que arriban los migrantes tras cruzar el Darién, la frontera natural y selvática entre Panamá y Colombia, considerada como una de las rutas migratorias más peligrosas del mundo.

"Hay personas que su estancia es más duradera, ahí es donde vemos que a nivel de salud mental estamos teniendo casos muy complejos", dijo el coordinador de terreno en Darién de MSF, Raúl López, sobre los migrantes que llegan a Lajas Blancas, una de las tres estaciones de recepción migratoria en Darién.

López explicó que los desplazados de esa estación migratoria concreta presentan "cuadrados de ansiedad, intentos de autolesión o suicidio" debido a la estancia prolongada y la incertidumbre de su situación.

"(Hay) muchísimas necesidades de salud mental por la falta de información de que va a pasar con ello, por ver un futuro incierto", añadió.

López distingue dos tipos de pacientes, aquellos que llegan a Bajo Chiquito, la primera comunidad con la que los migrantes se topan y en la que hay otra recepción migratoria, y los de Lajas Blancas.

En Bajo Chiquito los extranjeros llegan directamente a buscar alojamiento y adecuarse.

"Hay casos en que llegan exhaustos, y necesitan ese apoyo psicológico, pero sobre todo los casos en que han sufrido algún tipo de agresión ya sea por asalto, robo, y sobre todo la violencia sexual", detalló.

Conocido como el Tapón del Darién, la selvática frontera es utilizada cada año por miles de migrantes que intentan llegar a Estados Unidos o Canadá buscando el "sueño americano" provenientes de Suramérica.

La ruta migratoria es altamente peligrosa, no solo por las características propias de una selva tropical sino por la presencia de grupos armados y organizaciones criminales transnacionales. Los migrantes denuncian con frecuencia que son asaltados.

Las autoridades locales e internacionales han señalado que la gran mayoría de esta población en tránsito es haitiana, en muchos casos familias enteras que salieron de la isla tras el terremoto de 2010 y estuvieron afincados en Brasil y Chile. Pero también hay ciudadanos cubanos y de países de Asia, África y también algunos suramericanos.

PROMEDIO DE 5 CONSULTAS DE SALUD MENTAL POR DÍA

Desde que MSF llegó a Darién, el pasado 28 de abril, hasta finalizar mayo realizaron 3.390 consultas médicas, con una media de 5 consultas individuales y 5 grupales de salud mental al día.

Solo el primer día atendieron "alrededor de 150 personas porque está habiendo un flujo muy alto a pesar de que ya terminó temporada seca y comenzó la estación lluviosa", explicó López.

"Los casos de violencia sexual que vimos este primer día ya fuimos de cinco personas, lo cual nos alarmó y hemos seguido teniendo casos", agregó el coordinador del equipo, compuesto entre 10 y 12 personas repartidos en los diferentes puntos de llegada.

En los lugares que entienden MSF hay un médico, enfermero, psicólogo y logista, explicó López.

MIGRANTES DENUNCIAN QUE ENTIERRAN A COMPAÑEROS EN LA RUTA

"Sabemos, porque nos lo cuentan los migrantes, que hay gente que se está quedando en la ruta porque no puede continuar por cansancio extremo, y hay personas que están siendo enterradas en la ruta", dijo López.

En lo que va de año, al menos 12 migrantes han fallecido y 17.000 han cruzado la frontera, según cifras oficiales de las autoridades panameñas.

"Hay familias que llevan niños en los brazos y al cruzar el río con la crecida se los lleva", añadió López.

López pudo detallar a Efe dos casos: una familia de haitianos que "perdió a su niña de 4 años que ha sido identificado el cadáver" y "otra familia de haitianos que justamente ayer (miércoles) perdió a dos de sus niños".

La Fiscalía panameña ha abierto varias investigaciones en el Darién relacionadas con la masiva afluencia de migrantes en esa zona. También se han detenido a personas por tráfico ilegal de migrantes y violación, entre otros delitos.

ALERTAN DE AGRESIONALES SEXUALES EN EL CAMINO

"Llega un momento en que por los relatos que nos cuentan (sobre agresiones) nos preocupa mucho esa situación", declaró.

López explicó que ya atendieron 20 casos de agresión sexual, en el que el perfil de la victima es una mujer de diferente nacional y que llegan 72 después del incidente.

"(Llegan) con menos de 72 horas de lo ocurrido, con lo cual por fortuna dentro del terrible hecho podemos administrar un kit que hay para prevenir enfermedades de transmisión sexual, todas han sido adultas", expresó.

"Si creen que el hecho de ponerse en nuestras manos o denunciar a las autoridades les va a retrasar la ruta... es muy complejo", concluyó.

Ana de León

(c) Agencia EFE