Luis Majul: "Lázaro Báez arrastra a Cristina Kirchner, el vacunagate daña a Alberto Fernández y la economía cae en picada"

LA NACION
·2  min de lectura

Luis Majul: "Lázaro Báez arrastra a CFK , el vacunagate daña a Alberto y la economía cae en picada"Luis Majul, en LN+

La condena de Lázaro Báez impacta directo en Cristina Kirchner. La arrastra. Se la lleva puesta. El tráfico de vacunas de los amigos del poder embarra al presidente Alberto Fernández. Lo sigue dañando y mucho. La economía cae en picada. Y esta caída alimenta la indignación social. De todo esto vamos a hablar esta noche en la mesa de +Voces. No hay margen, después del veredicto de hoy, para que no se vincule la condena a Báez a vialidad, el juicio oral donde Cristina tuvo que sentarse en el banquillo de los acusados (la causa en la que está procesada como presunta jefa de una banda criminal).

Caso Lázaro Báez: quiénes son los principales condenados

Lázaro fue Néstor Kirchner y es Cristina. Juntos se hicieron mega-multimillonarios. Cristina cree que Lázaro le robó plata que era de ella. Por eso lo desprecia. Por eso le mandó a hacer una auditoría, cuyos jugosos detalles publicó Mariana Zuvic en su libro El origen. Alberto está complicadísimo. No puede cumplir el escandaloso pacto: "Vos me das la presidencia, yo te doy impunidad". Alberto está muy golpeado, porque al escándalo de las vacunas vip no lo puede tapar ni siquiera el altísimo impacto de la condena a Lázaro y toda su familia. Si los chicos grandes de La Cámpora o los exespías del Instituto Patria fantasean con que Alberto sucumbirá por el vacunagate y, en cambio, Cristina quedará impune, tengo malas noticias para ellos.

Lázaro Báez: la certeza compartida que definió la condena y las diferencias del tribunal

A Cristina, la apropiación indebida de cada vacuna, la que le quitaron a cada enfermero, cada médico y cada adulto mayor le debería impactar de lleno, en su conciencia y también en su imagen, aunque se esconda. A propósito ¿adónde está Cristina? ¿Por qué se borra? ¿Por qué desaparece? Siempre hace lo mismo. Se llamó a silencio después de Cromañón. Se coció la boca luego de la tragedia de Once. No dijo ni mu cuando procesaron a Cesar Milani por delitos de lesa humanidad. Convalidó con su silencio los casos de privación de la libertad en Formosa. A esta hora está encerrada en su casa de El Calafate, ocupando la presidencia de la Nación, hasta que Alberto vuelva de viaje. El tribunal que condenó a Lázaro le otorgó muchísima importancia a la declaración del arrepentido Leonardo Fariña. Mucho antes de que le tomaran declaración, Fariña ya nos había dicho, a nosotros en La Cornisa: "Cristina sabía, De Vido sabía, Echegaray sabía. Lázaro sabía. Todos sabían. Y todos se hicieron ricos".