Londres:Johnson promete ajustar normas éticas sobre cabildeo

·2  min de lectura
El primer ministro británico Boris Johnson habla a la prensa acerca de la campaña de vacunación contra el COVID-19 en Downing Street, Londres, 15 de noviembre de 2021. (Leon Neal/Pool via AP)

LONDRES (AP) — El primer ministro británico Boris Johnson propuso el martes vedar a los políticos que actúan como “consultores pagos” y prometió ajustar las normas éticas en respuesta a los escándalos por cabildeo y trabajos adicionales que han manchado la política británica.

Johnson dijo que se debería investigar a los legisladores si “descuidan sus deberes para con sus electores y dan prioridad a intereses externos”, y que se debe impedir que actúen como “consultores políticos pagos o cabilderos”.

Prometió buscar apoyo de todos los partidos para los cambios al código de conducta de la Cámara de los Comunes.

“Es imperioso que dejemos fuera de toda duda la reputación de la Cámara de los Comunes, asegurando que las normas que se aplican a los parlamentarios sean actualizadas, eficaces y debidamente rigurosas”, escribió Johnson en una carta al presidente del parlamento, Lindsay Hoyle.

Los parlamentarios pueden obtener ingresos externos siempre que los declaren y que no sean producto del cabildeo. Pero se han multiplicado las críticas a los políticos que tienen otros trabajos desde que se reveló que un legislador del Partido Conservador de Johnson, Geoffrey Cox, gana 400.000 libras (340.000 dólares) anuales por su trabajo como abogado a la vez que ejerce en el parlamento.

Las propuestas respaldadas por Johnson prohibirían a los parlamentarios vender su influencia y garantizarían que su trabajo externo no interferiría con sus deberes.

Keir Starmer, dirigente del opositor Partido Laborista, dijo que las medidas de Johnson parecen ser “una victoria significativa para nosotros en nuestro trabajo de limpiar la política”.

Las propuestas esperan contener una oleada de criticas que comenzó el mes pasado cuando el comité de estándares de la Cámara de los Comunes recomendó que el legislador conservador Owen Paterson fuera suspendido por 30 días por su cabildeo a favor de dos firman que le pagaban más de 100.000 libras (137.000 dólares) al año.

En general, los legisladores aprueban esas recomendaciones, pero el gobierno ordenó al bloque conservador que se opusiera y que planteara una reforma del proceso de estándares parlamentarios.

La reacción furiosa al día siguiente obligó al gobierno a torcer el rumbo. Paterson renunció a su banca, pero los legisladores el martes aprobaron formalmente la sanción.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.