Llevan vacuna hasta la casa de adultos mayores en Villahermosa

·1  min de lectura

VILLAHERMOSA, Tab., marzo 17 (EL UNIVERSAL).- Es la brigada "Correcaminos". Un grupo de empleados de la Salud que llevan la dosis de la vacuna Pfizer antiCovid-19 a los hogares de adultos mayores que por falta de movilidad y padecimientos crónicos no pueden acudir a las distintas sedes del Plan Nacional de Vacunación.

Un doctor y dos enfermeras son los encargados de aplicar la primera dosis, dos elementos de la Defensa Nacional resguardan la fórmula.

Don Audomaro Acosta, de 88 años, y su esposa Lorenza Ordóñez, ella inválida y ambos hipertensos, fueron los primeros en la población urbana en ser inoculados bajo esta modalidad.

Jesús Ferrer, de 79 años, con problemas para caminar, también fue inoculado sin presentar reacciones secundarias.

La señora Natividad Aguirre, de 89 años, diabética y recuperada de un derrame cerebral, recibió con alegría y aplausos a quienes le llevaron su vacuna.

Don José Aguilar, recientemente amputado de la pierna derecha por falta de circulación, fue quien recibió la última dosis.

La brigada "Correcaminos" sensibiliza a los familiares y mayores de 60 años de las posibles reacciones secundarias después de la inmunización, también evalúan en qué casos no son candidatos a la vacuna.

En este sentido, aquellos adultos mayores que recientemente hayan recibido transfusiones, vacunas recientes, síntomas sugerentes a Coronavirus, hemoderivados, alergias fuertes a medicamentos o padecen hemofilia, no podrán recibir la dosis.