Llaman "berrinchudo" a Bad Bunny tras cerrar al público sus redes

CIUDAD DE MÉXICO, enero 9 (EL UNIVERSAL).- Tras la ola de críticas que ha recibido por parte de los usuarios de redes sociales, Bad Bunny tomó una drástica decisión y para no tener que lidiar con los ataques en su contra, terminó por poner como privada su cuenta oficial de Instagram, donde solía compartir con sus seguidores un poco de su día a día.

Benito, nombre real del cantante, causó gran polémica, luego de que salieran a la luz un par de videos en los que aparece arrebatándole el celular a sus fans para evitar que lo graben, incluso, en una de las grabaciones arroja el dispositivo al mar.

Como era de esperarse los fans y no tan fans del cantante reaccionaron y lo tacharon de soberbio y grosero por estas actitudes. Aunque el intérprete de "Neverita" ya había reaccionado a quienes lo criticaban y aseguró que seguiría haciéndolo, ahora tomó otro tipo de medidas y cerró el acceso a su perfil, además de dejar un mensaje en Twitter en el que aseguraba "me van a extrañar".

La actitud del llamado "Conejo malo" provocó dividió opiniones en Internet, pues mientras unos le pidieron que recapacitara, otros más celebraron su decisión y hasta calificaron sus acciones como un berrinche: "Bad Bunny aplica el tan famoso dicho de 'tan grandote y tan chillón'", "Ya mejor retírate", "Ridículo, pone privado su Instagram con más de 44 millones de seguidores", "yo creo que se está haciendo la vístima", "Son puros berrinches de adolescentes", "¿Bad Bunny también quitará su foto de WhatsApp cuando se enoja?", son algunos comentarios que se pueden leer.

Sin embargo, otros más creen que esto no tiene nada que ver con el escándalo en el que el reggaetonero se ha visto envuelto, pues recordemos que antes de finalizar el 2022 anunció que se tomaría un descanso de los escenarios y este mensaje podría adelantar que su retiro temporal ya ha comenzado.

Baja su popularidad

Lo que sí es un hecho es que las consecuencias de estas agresiones ya han empezado a pasarle factura, pues su popularidad entre el público, así como su música ha comenzado a caer.

Bad Bunny cerró el año siendo el artista número uno y dominando casi todas las listas de popularidad, sin embargo, tras la polémica sus temas han caído drásticamente en los listados, incluso se han situado en los últimos lugares del top 50, muy por debajo de artistas como Harry Styles, Sam Smith o su colega Manuel Turizo, a quienes había rebasado en los últimos meses del 2022.