Llama obispo de Tehuantepec a sumarse a Jornada de Oración por la Paz

·3  min de lectura

JUCHITÁN, Oax., julio 10 (EL UNIVERSAL).- El obispo de la Diócesis de Tehuantepec, Crispín Ojeda Márquez, llamó a los sacerdotes, seminaristas y laicos de buena voluntad a sumarse a la Jornada de Oración Por la Paz, "ante las condiciones actuales de violencia, inseguridad, asesinatos y desapariciones que a diario vivimos".

Frente a ese llamado, dijo el sacerdote de una de las parroquias establecidas en el puerto de Salina Cruz, Lucio Santiago, "en las tres primeras misas mañaneras, a partir de este domingo 10 de julio, transmitimos el llamado para alejarnos del camino de la violencia, no solo la que conocemos en el país todos los días, sino también la que acumulamos en nuestros corazones".

Al sumarse al llamado que hicieron la Conferencia Episcopal Mexicana (CEM), la Provincia Mexicana de Jesús y la Conferencia de Superiores Mayores de Religiosos de México, desde la semana pasada, el obispo Crispín Ojeda Márquez recordó los cuatro ejes de la Jornada de Oración por la Paz, a partir de este domingo hasta el 31 de este mes de julio.

Llamó a los sacerdotes a que, desde sus propias condiciones, definan las acciones que abonen al camino de la paz como las Horas Santas, Rosarios, Procesiones y mensajes al pueblo de Dios, además de orar por la conversión de los corazones de los victimarios, pedir por quienes han sufrido homicidios dolosos, por las víctimas de feminicidios y desaparecidos.

Al respecto, el presbítero de la parroquia de San Vicente Ferrer, de esta ciudad juchiteca, Benito Velasco Pardo, informó que la estructura del Decanato, formada por las iglesias de La Trinidad, Esquipulas, Guadalupe, Xadani y la de San Vicente Ferrer, se reunirá este miércoles con la finalidad de valorar las acciones a realizar.

De acuerdo con el llamado que realizó el obispo Crispín Ojeda Márquez, todos los responsables de más de 50 parroquias que conforman la Diócesis de Tehuantepec, creada en 1891, van a participar en la Jornada de Oración por la Paz, de acuerdo con las condiciones particulares de cada iglesia, para que nadie quede fuera de ese proceso de pacificación y contra la violencia.

"Que la protección amorosa de María, Nuestra Señora de Guadalupe, para quien todos somos sus hijos, interceda por nosotros, a fin de que seamos capaces de reconstruir una sociedad más honesta, justa y pacífica", dijo el obispo de la Diócesis de Tehuantepec, Crispín Ojeda Márquez, al concluir el mensaje difundido entre la comunidad cristiana de la región istmeña.

Mientras que la Arquidiócesis de Antequera Oaxaca, de la Iglesia Católica, convocó a sus seguidores a participar en el llamado realizado por la Iglesia Católica en México, para una Jornada de Oración por la Paz.

"Hoy más que nunca necesitamos unirnos en el momento en que la indignación de nuestro pueblo ante la barbarie de la violencia nos está abriendo una puerta para construir la paz", señaló la arquidiócesis a través de sus redes sociales.

La Arquidiócesis se unió así al llamado de cuatro acciones, la primera de las cuales incluye mencionar en la misa de este domingo a todos los sacerdotes asesinados en el país y colocar imágenes en los templos católicos.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.