Lisa se disipa cerca de México y Florida se halla atenta a un posible ciclón

Miami, 5 nov (EFE).- La depresión tropical Lisa se disipó este sábado frente a la costa del sureste de México, donde ha causado fuertes lluvias, mientras Florida (EEUU) vigila la posible formación de una tormenta tropical que produciría una jornada muy lluviosa el martes, día en que el país celebre elecciones legislativas de medio mandato.

Según informó este sábado el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de EEUU, los remanentes de Lisa se ubicaban a las 10 horas de la mañana, hora del centro, a unas 155 millas (245 km.) al nor-noreste de la mexicana Veracruz y presentaba vientos máximos sostenidos de 25 millas por hora (35 km/h).

Lo que queda de Lisa, que el pasado miércoles tocó tierra en Belice y donde propició cortes de luz y agua, se mueve hacia el noroeste cerca de 5 millas por hora (7 km/h) y se espera que sus remanentes deambulen sobre el suroeste del Golfo de México este fin de semana, según el NHC.

El centro meteorológico estadounidense, con sede en Miami (Florida), mantiene la vista en dos áreas de baja presión en el Atlántico, una de la cuales se ubica en el este del Mar Caribe y en los próximos días podría convertirse en una depresión tropical en su ruta con dirección norte sobre el suroeste de la cuenca atlántica.

El NHC alerta de un "creciente riesgo de inundaciones costeras, vientos huracanados, fuertes precipitaciones, fuerte oleaje y erosión en las playas" hacia mediados de la próxima semana en gran parte de la costa sureste de Estados Unidos, en especial en el este de Florida, así como en zonas del centro y noroeste de las Bahamas.

Al margen de que se forme o no un ciclón, esta área de baja presión puede propiciar este fin de semana fuertes lluvias en Puerto Rico y las Islas Vírgenes.

La otra área de baja presión se halla a varios cientos de kilómetros al este de las Bermudas y podría transformarse en una depresión en los próximos dos o tres días, aunque tras ese periodo no se anticipa un mayor desarrollo, según el NHC.

(c) Agencia EFE