Lindsey Graham exige que Biden “se disculpe” con los agentes fronterizos por permitir que niños migrantes ingresen a EE.UU.

Griffin Connolly
·4  min de lectura
<p>El senador Graham (R-SC) habla con los medios de comunicación después de un recorrido por parte del río Grande en un bote del Departamento de Seguridad Pública de Texas el 26 de marzo de 2021 en Mission, Texas. El senador es parte de una delegación del Senado que visita la frontera entre Texas y México. </p> (Foto de Joe Raedle / Getty Images)

El senador Graham (R-SC) habla con los medios de comunicación después de un recorrido por parte del río Grande en un bote del Departamento de Seguridad Pública de Texas el 26 de marzo de 2021 en Mission, Texas. El senador es parte de una delegación del Senado que visita la frontera entre Texas y México.

(Foto de Joe Raedle / Getty Images)

El senador Lindsey Graham pidió a Joe Biden que se "disculpe" con los agentes de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) que se ocupan del aumento de niños migrantes no acompañados que pueden ingresar a los Estados Unidos en la frontera sur, que ha abrumado las instalaciones de alojamiento y procesamiento.

Los agentes de la CBP le dijeron a Graham, uno de los 19 senadores republicanos que visitaron la frontera en Texas este fin de semana, que habían advertido a la nueva administración que permitir la entrada de niños no acompañados al país inundaría el sistema, dijo el republicano de Carolina del Sur.

“Les dijeron esto. Hicieron esto de todos modos”, dijo Graham en una entrevista con Fox News Sunday. "Necesita disculparse, presidente Biden, con los agentes de la Patrulla Fronteriza y sus familias por hacerlos pasar por esto".

La nueva administración ha adoptado una política de acoger a todos los menores no acompañados que llegan a la frontera en busca de asilo. La administración Trump había estado enviando a esos niños de regreso a México.

Según la ley federal, si los agentes permiten que los niños ingresen a los EE.UU., se supone que solo deben permanecer bajo la custodia de la CBP durante 72 horas antes de ser entregados al Departamento de Salud y Servicios Humanos, que administra una red de instalaciones.

Pero esa red ya se ha reducido a medida que decenas de menores de Guatemala, Honduras, El Salvador y otros lugares continúan llegando a la frontera. Miles de niños han estado bajo la custodia de la CBP mucho más allá del límite legal durante las últimas semanas, lo que ha provocado hacinamiento y ha puesto a las personas en riesgo de contraer COVID-19.

Leer más: Presentador de televisión, atacado sus por comentarios sobre niños migrantes en la frontera

“Estas instalaciones se están desbordando. El diez por ciento de estos niños dan positivos para COVID-19”, dijo Graham.

Ese número es quizás una ligera exageración; la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA) ha informado que aproximadamente el 6 por ciento de los migrantes en la frontera han dado positivo por COVID-19.

Aún así, dijo Graham, las condiciones son pésimas.

"Tienes una instalación diseñada para 80 niños con alrededor de mil, así que eso es bastante malo", dijo.

La administración de Biden continúa lanzando el mensaje de que la frontera de Estados Unidos está cerrada a familias y adultos que intentan ingresar al país a través de México, incluso cuando el gobierno recibe el aumento de niños no acompañados y familias que llegan a las estaciones de patrulla.

“La frontera permanece cerrada. No está abierta. Estamos rechazando a la mayoría de los adultos, pero de lo que realmente estamos hablando aquí son los niños, y cómo lo estamos manejando de la manera más segura y humana”, dijo la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, en un segmento anterior en Fox News Sunday.

Pero la declaración de Jen Psaki, que sigue la línea que la administración ha puesto sobre la inmigración en medio del aumento de migrantes, no cuadra con la realidad de cómo se procesa a la mayoría de las familias y a todos los niños no acompañados.

El jueves pasado, el 86 por ciento de las familias encontradas por la Patrulla Fronteriza y Aduana pudieron ingresar a Estados Unidos para su procesamiento, informaron varios medios de comunicación.

Algunos estados mexicanos se niegan a albergar a familias con niños menores de 7 años, lo que obliga a los agentes estadounidenses a procesar y liberar a las personas mientras esperan una sentencia sobre si serán deportadas o se les otorgará asilo.

Biden admitió en su conferencia de prensa la semana pasada que "no hay una respuesta fácil" a la actual afluencia de inmigración en la frontera sur, aparte de tratar de proporcionar los recursos para albergar a los grupos vulnerables que buscan asilo de una manera segura.

Si bien los republicanos han criticado a Biden por invitar tácitamente a las personas a enviar a sus hijos en un peligroso viaje a la frontera de Estados Unidos, la administración ha respondido que las familias han estado tomando decisiones difíciles como esa durante años.

Y, han argumentado los ayudantes del presidente, traer a los niños no acompañados a Estados Unidos es mucho más "humano" que obligarlos a quedarse en México o regresar a sus hogares en Centroamérica.

Ni Joe Biden ni Jen Psaki han proporcionado un cronograma de cuándo se permitirá a los medios informar sobre las condiciones en las instalaciones fronterizas que albergan a niños y familias migrantes mientras esperan su procesamiento.

Cuando el presentador de Fox News Sunday, Chris Wallace, acusó a Jen Psaki de ser menos transparente en la frontera que la administración anterior, la portavoz de Biden respondió: "Estamos comprometidos a permitir cámaras en las instalaciones de la Patrulla Fronteriza".

Relacionados

Noticias de Biden: Casa Blanca defiende acciones en la frontera; encuesta revela que la mayoría aprueba el manejo de la vacuna

Abogados que visitaron a niños migrantes dicen que el cierre de la frontera de Trump convirtió a los jóvenes en “rehenes políticos”

Miembros de cárteles mexicanos se burlaron de senadores que fueron a la frontera Estados Unidos-México