Lindsay Lohan salió a defender a Harvey Weinstein, pero luego se arrepintió

LA NACION

Hace muchos años que cada aparición mediática de Lindsay Lohan tiene más que ver con algún escándalo que con un hecho artístico ponderable. Y esta no es la excepción... En medio de la catarata de denuncias que acusan al productor cinematográfico Harvey Weinstein de acoso, la ex chica Disney salió en su defensa, pero luego se arrepintió.

A través de un video subido a su cuenta de Instagram, la actriz expresó: "Me siento muy mal por Harvey Weinstein. No creo que sea justo lo que está pasando". En el mismo clip, aseguró que ella trabajó junto a él en numerosas películas y que nunca vivió una situación "extraña" junto a él.

"Creo que la gente deber parar. Esto está mal", pidió. Además, animó a la mujer del productor, Georgina Chapman, a permanecer al lado de su esposo. "Debería defenderlo", dijo en una historia de Instagram, junto al nombre de Harvey y el emoji de un angelito. Minutos más tarde, decidió borrar el video. Sin embargo, una usuaria consiguió hacer una copia del clip y lo compartió en Twitter.

lindsay lohan (and her whack accent) is defending Harvey Weinstein on her insta rn. GOODBYE TO YOU FOREVER. pic.twitter.com/aMzvAOXPYp&- lauren yap (@itslaurenyap) 11 de octubre de 2017

Si bien algunas actrices alegaron no haber tenido malas experiencias con Weinstein, Lohan fue la única de decidió salir en su defensa, ignorando que aunque ella no fue víctima quizás algunas de sus colegas sí pudieron haberlo sido.

Otras que rompió lanzas por el productor fue la diseñadora Donna Karan, quien apuntó contras las mujeres que lo acusaron. "Por solo presentarse de la manera en que lo hacen. ¿Qué están pidiendo? Problemas", dijo, sugiriendo de algún modo que las víctimas habían "pedido" ser acosadas. "Creo que tenemos que mirarnos a nosotras mismas". Luego, dijo que sus declaraciones habían sido sacadas de contexto y que esas afirmaciones no representaban lo que ella piensa ni cree.