Linda Blair: vida actual de la actriz de “El Exorcista”

·6  min de lectura
Linda Blair: vida actual de la actriz de “El Exorcista”
Linda Blair: vida actual de la actriz de “El Exorcista”

Todos recordamos la película de “El Exorcista” específicamente a la niña poseída que se retuerce de manera impensable y nos causaba pesadillas por noches seguidas. Es difícil olvidar momentos cinematográficos increíbles y un papel muy especial como este, tanto que la actriz que interpretó a la niña Regan MacNeil de “El Exorcista”, Linda Blair, fue nominada al Oscar y ganó un Globo de Oro, pero ¿Qué será de su vida en la actualidad?
Un nombre que es conocido entre los aficionados al cine de terror, y por una buena razón, es Linda Blair, ya que al principio de su carrera participó en una película de la que mucha gente ha oído hablar, incluso si aún no la han visto. Sí, hay muchas personas que no han visto El Exorcista, pero se ha convertido en un fenómeno que se menciona de vez en cuando, ya que no solo creó un gran revuelo entre una gran cantidad de personas, sino que incluso fue muy difícil para la joven que tuvo que soportar el papel de la niña poseída. Obviamente ya ha pasado mucho tiempo, pero en un momento estuvo recibiendo amenazas de muerte debido a que las implicaciones religiosas y el hecho de que lo que hacía su personaje enfureció a bastantes personas.

Blair nació en San Luis, Misuri en 1959, según su biografía de IMDb. Tenía solo cinco años cuando comenzó a salir a la luz pública. Ella comenzó como modelo, pero pronto comenzó a actuar. En 1968, tuvo un pequeño secundario en el drama policial de televisión Hidden Faces, y en 1970 consiguió un papel en el filme The Way We Live Now, un drama sobre la crisis de la mediana edad de un hombre mujeriego. Estos pequeños roles no habían hecho mucho para presentar su nombre al mundo, pero todo eso estaba a punto de cambiar. No hay villano de película de terror tan perturbador como la niña poseída que interpretó en la pantalla grande, y para cuando la cabeza de la pequeña Regan giraba 360 grados, muchos ya se habían dado cuenta que se trataba de una poderosa (y aterradora) actuación que jamás olvidarán.
El Exorcista cuenta la historia de Regan MacNeil, una niña de 12 años que comienza a tener episodios extraños e inexplicables. Después de que la intervención médica falla, la madre de Regan busca la ayuda del padre Karras, quien confirma que un espíritu maligno ha poseído a Regan, y para salvar a Regan de las garras del demonio, la Iglesia Católica concede un exorcismo para vencer a la entidad oscura. A pesar de la controversia que rodeó al contenido de la película, fue un gran éxito e incluso los futuros relanzamientos y nuevas ediciones le dieron más dinero. Actualmente, todavía aparece como una de las cintas de clasificación R más taquilleras de la historia.
La película ganó varios premios, incluidos los Óscar al Mejor Sonido y al Mejor Guión, así como cuatro Premios Globo de Oro. De hecho, Linda Blair, quien se convirtió en un nombre familiar por su escalofriante interpretación de Regan, fue recompensada por su actuación con un Globo de Oro a la Mejor Actriz de Reparto y una nominación al Óscar. Como sabrán, las nominaciones al Óscar de actuación son bastante raras cuando se trata de películas como El Exorcista, ella no ganó. A pesar de que ese fue el primer papel importante en una película para Blair, el director William Friedkin no dejó en paz a la joven actriz. El papel era exigente hasta el punto de que se encontraba en situaciones incómodas y peligrosas.

Por ejemplo, según un episodio de Intimate Portrait que destaca a Linda Blair, las temperaturas extremadamente bajas fueron el resultado de las unidades de aire acondicionado utilizadas para lograr el aliento frío visible durante las escenas de pesadilla. Los miembros de la tripulación llevarían el equipo de protección adecuado contra el frío. Blair, por otro lado, estaba helada (vía Nicki Swift). La actriz a menudo estaba atada a un arnés durante las escenas de exorcismo donde Regan se agitaba violentamente y se sacudía, y el arnés golpeaba repetidamente a Blair en la columna. Esos son solo un par de ejemplos de todo lo que ella tuvo que aguantar.
Tuvo numerosos momentos incómodos en entrevistas e incluso fue amenazada en la vida real. Su interpretación fue tan impresionante que asustó al público y muchos quedaron convencidos de que lo que vieron fue real y de alguna forma dirigieron su enojo a la joven actriz.
Se me acercaron muchas personas que despertaron el miedo en todos los que me rodeaban. Estaba muy bien protegida. La policía fue contratada para vivir en mi casa.
A pesar de demostrar sus capacidades de actuación, la actriz tuvo dificultades para conseguir un papel que no la considerara una víctima indefensa. Por ejemplo, repitió su papel de Regan en Exorcista II: El Hereje, de 1977, pero antes de eso estuvo el drama televisivo Born Innocent, donde interpretó a Chris Parker, una niña que huye de su familia abusiva y finalmente se ve obligada a vivir en el centro de detención de menores donde otras niñas abusan de ella. Solo un año después de esa serie, Blair interpretó a una joven que lidia con el reciente divorcio de sus padres, quien se refugia en el alcohol.

Intentó reinventarse al participar en una serie de sesiones de fotos de desnudos para la edición de octubre de 1982 de la revista Oui. Desafortunadamente, las fotos tuvieron una consecuencia no deseada, y en lugar de grandes películas de Hollywood, Linda pasaría a protagonizar películas de explotación y películas de serie B durante la mayor parte de su carrera. La cual pasó al olvido puesto que en los últimos años solo ha obtenido papeles menores en cine y televisión, pero su papel en El Exorcista es lo que hace que el público aún la recuerde, y en gran parte que su activismo pase desapercibido.
Su último crédito es un episodio de la temporada 6 de RuPaul’s Drag Race, donde apareció como ella misma, en 2014. Sin embargo, su trabajo fuera de pantalla es digno de ser destacado. Su pasión por los animales solo se fortaleció con el tiempo, y en 2004 creó la Fundación Linda Blair Worldheart, una organización sin fines de lucro dedicada a rescatar y rehabilitar animales abusados ​​y abandonados. Específicamente, Blair aboga por el Pit Bull y trabaja para educar al público sobre los muchos conceptos erróneos que rodean a la raza.
A pesar de todo su arduo trabajo como defensora de los animales, más personas están familiarizadas con su papel en El exorcista que con su activismo en la vida real. Blair le dijo a The Sydney Morning Herald en una ocasión que a veces es muy desalentador ver la incapacidad de los medios de ver lo que está tratando de hacer, y a pesar de todo el tiempo que ha pasado desde que interpretó a Regan, a veces ni siquiera se le pregunta por su extenso trabajo como activista.

VIDEO RELACIONADO: Tráiler The Matrix: Resurrections

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.