El plan para el Ejército de México que sí deberían aprobar