Lesionan a policías con piedras por dispersar fiestas en Ecatepec

·2  min de lectura

ECATEPEC, Méx., febrero 15 (EL UNIVERSAL).- Dos elementos del Grupo de Operaciones Especiales (Goes) de la policía municipal de Ecatepec, Estado de México, resultaron lesionados durante el operativo realizado por autoridades locales para dispersar fiestas y evitar la venta de bebidas alcohólicas de manera irregular, para tratar de frenar la propagación de contagios de Covid-19.

Este fin de semana se suspendieron seis reuniones. Durante el recorrido realizado la noche del sábado, servidores públicos municipales atendieron una denuncia vecinal y arribaron a calle 1 de la colonia Ejidos de San Andrés, donde una familia festejaba un cumpleaños, cuyos integrantes rechazaron detener la fiesta.

Desde la azotea del domicilio un sujeto lanzó piedras y ladrillos al personal del ayuntamiento, un policía local sufrió la fractura en un dedo y otro en un pie, además de que causaron daños a una patrulla de la corporación local y otros vehículos estacionados en la vía pública.

La noche del sábado fueron detectadas dos reuniones más, con alrededor de 200 participantes, en las colonias Benito Juárez Xalostoc Norte y San Agustín, las cuales fueron suspendidas.

En ambos festejos se vendían e ingerían bebidas alcohólicas, además de que al arribo de las autoridades predominaba el olor a marihuana y solventes en el ambiente.

En la colonia Río de Luz, un conjunto norteño amenizaba el festejo en un domicilio, el cual fue dispersado.

Un bar acondicionado en el patio de una vivienda de calle Lima, colonia Tablas del Pozo, fue desalojado, pues los comensales no portaban cubreboca ni respetaban las medidas sanitarias como la sana distancia.

También, fue suspendida una tienda y retirado un puesto ambulante en los que vendían bebidas alcohólicas, en la colonia Carlos Hank González.

La noche del viernes fueron dispersadas dos fiestas, una en calle Fresno de San Cristóbal y la otra en calle Emiliano Zapata, colonia Francisco Villa, amenizada por un grupo norteño y en la que había unas 20 personas.

Empleados del gobierno municipal suspendieron tres unidades económicas por venta de bebidas alcohólicas, no obstante las restricciones que existen porque el municipio en continúa en semáforo rojo epidemiológico.

En el establecimiento "Beer Los Canos", ubicado en la colonia San Agustín Primera Sección, unas 20 personas ingerían bebidas alcohólicas; en la Tercera Sección de esta comunidad fue suspendido "Bandoleras Bar", y en la colonia Granjas Valle de Guadalupe fue desmantelado un bar clandestino instalado en un domicilio.

Los dos últimos sitios contaban con procedimientos administrativos pendientes.