Lelio Mármora: “La Argentina, como casi toda América Latina, es un ejemplo de mestizaje cultural”

·4  min de lectura
Alberto Fernández le dijo a su par español, Pedro Sánchez, la polémica frase
Alberto Fernández le dijo a su par español, Pedro Sánchez, la polémica frase

Los dichos del presidente Alberto Fernández en la reunión con su par español, Pedro Sánchez, despertaron polémica en las redes, se metieron en la conversación de la gente y cruzaron la frontera. Precisamente, fue el mandatario brasileño Jair Bolsonaro uno de los primeros en cuestionar la desafortunada afirmación. “Escribió alguna vez Octavio Paz, que los mexicanos salieron de los indios, los brasileros salieron de la selva, pero nosotros, los argentinos, llegamos de los barcos, y eran barcos que venían de allí, de Europa. Y así construimos nuestra sociedad”, dijo Fernández.

Qué medidas recomiendan los especialistas para las próximas semanas

En primer lugar, hubo quienes salieron a corregir al Presidente, porque la frase atribuida al premio Nobel de Literatura no era correcta, y luego señalaron que pertenecía al cantautor argentino Litto Nebbia. Pero también hubo indignación y desconcierto, porque muchos consideraron la frase de Fernández como discriminatoria, y racista.

Lelio Mámora
UNTREF


"Lo importante es entender cómo esos orígenes se fueron fundiendo para conformar las distintas nacionalidades", señala el especialista (UNTREF/)

Lelio Mármora es sociólogo, estuvo a cargo de la Dirección Nacional de Migraciones entre 1973 y 1974, y actualmente es el director del Instituto de Políticas y Gestión de las Migraciones (MPA), de la Universidad de Tres de Febrero, y dijo a LA NACIÓN que lo importante “no es estar discutiendo tanto de dónde viene cada uno, sino sobre cómo se han conformado las distintas naciones de América Latina”.

-¿Por qué es tan fuerte la idea de que la Argentina es la nación más europea dentro de América Latina?

-La Argentina, como casi toda América Latina, es un ejemplo de mestizaje cultural. Cuando la inmigración europea llegó con fuerza a fines del siglo XIX acá ya había gente, ya habían llegado otros. Como ahora siguen llegando desde Colombia y Venezuela. Porque la Argentina tiene una política de inclusión social, con educación y salud gratuitas. Además, y a diferencia de lo que sucede en otros países, como en Estados Unidos, que se definen como ítalo-americanos, afro-americanos o judío-americanos, acá nadie se define por su origen, sino como argentinos. Esto es algo muy importante y muy valioso, que ha permitido un desarrollo de este mestizaje cultural que nos caracteriza, donde la nacionalidad argentina está por encima de cualquier descendencia. Lo que pasa que en los últimos años se ha dado un proceso de las búsquedas de las diferencias, y creo que es importante cambiar la perspectiva.

Advertencia de los centros turísticos de invierno al Gobierno por las indefiniciones de la temporada

-¿Los brasileños vinieron de la selva, como dijo el Presidente?

-No. Merece un análisis más profundo, y hay muchos trabajos sobre el tema. Lo que se dio en Brasil fue una mezcla de portugueses, que también llegaron en barco; los africanos que llegaron como esclavos. Un país donde ellos plantean un mestizaje cultural. No se puede decir que llegamos de un lado o del otro. Estos aspectos merecen un análisis serio. Repito, en todo caso, es una perspectiva de cómo se ha ido construyendo toda la cultura en América Latina. En Brasil, también hubo una fuerte inmigración japonesa, que con los años dejó de ser una comunidad cerrada y se ha ido mezclando con gente que no era de su misma ascendencia. México, por otra parte, también tuvo un fenómeno inmigratorio proveniente de Europa, en los años 30 y 40. Fue el país del continente que más republicanos recibió. Lo importante es entender cómo esos orígenes se fueron fundiendo para conformar las distintas nacionalidades. De hecho, los pueblos originarios cruzaron por Alaska cuando se derritieron los hielos y ocuparon todo el continente.

-¿Cree que fueron discriminatorios los dichos del Presidente?

-Creo que es un error de análisis. Una intención de quedar bien con los demás.

-En 2018, el expresidente Mauricio Macri, en el Foro Mundial de Davos, hizo referencia a la alianza entre el Mercosur y la Unión Europea con una frase que también abrió la polémica, cuando dijo que “en Sudamérica, todos somos descendientes de europeos”

-Creo que [hablan] pensando que hacen política internacional frente a otro, europeo, y quedar bien. Es un error plantear que todos somos descendientes de europeos. Ni todos somos descendientes de los pueblos originarios. Ni una cosa, ni la otra. Somos todos una mezcla, y debemos valorar la riqueza de esa mezcla cultural.

-¿La inmigración de ultramar que llegó a fines del siglo XIX es representativa en todo el territorio argentino, o podría decirse que llegó masivamente a ´la argentina del litoral´?

-Exactamente. En gran parte sí, sobre todo los que llegaron de España e Italia. También, hay que tener en cuenta que en 1920, solo el 30 por ciento de la población eran inmigrantes, extranjeros. O sea, había una población en el país que ya existía, y que se fueron mezclando con estos inmigrantes. También llegaron muchos sirios y libaneses, que se distribuyeron por todo el país. Insisto, somos producto de una permanente mezcla.