Legisladores republicanos de Florida pretenden prohibir la mayoría de los abortos después de las 15 semanas

·4  min de lectura

En el primer día del período de sesiones legislativas de la Florida, dos legisladores republicanos presentaron proyectos de ley para prohibir el aborto después de las 15 semanas de embarazo.

Las medidas, el proyecto de ley 146 del Senado y el proyecto de ley 5 (HB 5) de la Cámara, prohibirían realizar abortos después de las 15 semanas, a menos que la salud de la madre esté en peligro o si hay una “anormalidad fetal fatal”. Los proyectos de ley también exigirían a los proveedores de abortos que documenten el número de embarazos interrumpidos con medicamentos y presenten esa cifra a la Agencia para la Administración de la Atención Médica.

La senadora Kelli Stargel, republicana por Lakeland, y la representante Erin Grall, republicana por Vero Beach, presentaron los proyectos de ley el martes, subiendo la temperatura de lo que promete ser uno de los debates legislativos más polémicos del año. Actualmente, el aborto es legal en la Florida hasta el tercer trimestre de embarazo.

El proyecto de ley no incluye excepciones para los abortos después de las 15 semanas en casos de violación o incesto. Cuando se le preguntó por qué no, Stargel dijo que 15 semanas era tiempo suficiente para obtener un aborto en esos casos.

Stargel dijo que el debate nacional sobre el aborto hace que este sea un buen año para impulsar su proyecto de ley en la Florida.

“Creo que adoptamos un enfoque muy medido para asegurarnos de que las mujeres que quieran tomar esa decisión puedan hacerlo. Solo tienen que hacerlo en una fase muy temprana de su embarazo”, dijo Stargel.

Stargel dijo que basó el límite de las 15 semanas en una ley de Mississippi, cuyo destino depende de la Corte Suprema. Una decisión sobre ese caso, que podría llegar cualquier día, tiene la posibilidad de anular el precedente establecido por el caso Roe v. Wade de 1973, que legalizó el aborto en todo el país.

Con una Corte Suprema de Estados Unidos dominada por conservadores, y una Corte Suprema de la Florida dominada por designaciones republicanas, los activistas antiabortistas ven una oportunidad única para aprobar restricciones al aborto en esta sesión.

John Stemberger, presidente del socialmente conservador Florida Family Policy Council, aplaudió el martes los proyectos de ley de la Florida.

“Si se aprueba, será el estatuto más protector que la Florida haya tenido nunca para proteger a los niños no nacidos”, dijo Stemberger.

El presidente de la Cámara de Representantes, Chris Sprowls, republicano por Palm Harbor, dijo que la HB 5 se basaría en el historial de la Florida de protección de las madres y sus bebés. En un comunicado enviado por correo electrónico, su oficina comparó la medida del aborto con su impulso en la última sesión legislativa para extender el período en que las nuevas madres son elegibles para Medicaid.

El gobernador Ron DeSantis apoya las restricciones al aborto. Señaló su apoyo a los proyectos de ley durante una conferencia de prensa el martes, aunque dijo que no había visto los detalles de las propuestas de Stargel y Grall.

“Hay mucha legislación pro-vida. Vamos a acogerla. No he leído cada proyecto de ley”, dijo DeSantis. “Cuando empiezas a hablar de 15 semanas en las que tienes un dolor realmente serio y latidos del corazón y todas estas cosas, tener protecciones creo que es algo que tiene mucho sentido”.

Antes del martes, los republicanos habían presentado otras medidas sobre el aborto, pero estos proyectos de ley fueron los primeros en ser respaldados por los principales líderes.

Los demócratas, por su parte, expresaron su indignación por las propuestas.

La comisionada de Agricultura, Nikki Fried, la única funcionaria del partido a nivel estatal, criticó a DeSantis por impulsar restricciones al aborto en un estado ostensiblemente pro-libertad.

“¿Quiere hablar de libertad? Mi libertad de elegir lo que es mejor para mi cuerpo y mi familia es sagrada. ¿El hecho de que intenten quitármela? Debería darles vergüenza”, dijo Fried en una rueda de prensa el martes. Fried es candidata a gobernadora.

La representante Anna Eskamani, demócrata por Orlando, una firme defensora del derecho al aborto que solía trabajar como directora de Planned Parenthood del suroeste y centro de la Florida, hizo un llamado a sus compañeros progresistas en un tuit el martes por la mañana.

“Estén preparados para luchar”, escribió Eskamani.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.