Las coaliciones en Chile no logran una clara mayoría en elecciones legislativas

El candidato a la presidencia Sebastián Piñera y su esposa Cecilia se besan durante una celebración con sus partidarios después de pasar a la segunda ronda electoral en Chile, Santiago, Chile, 19 de noviembre, 2017. REUTERS/Carlos Garcia Rawlins

SANTIAGO (Reuters) - Las coaliciones de derecha y centroizquierda que históricamente dominaron la política de Chile no lograron una clara mayoría en el Congreso en las elecciones del domingo, lo que obligará al próximo gobierno a tender puentes para concretar sus proyectos.

Con casi la totalidad de los votos escrutados, el pacto de centroderecha Chile Vamos quedó con un total de 19 senadores y 71 diputados, mientras que los partidos del oficialismo suman ahora 20 escaños en la Cámara Alta y 57 en la Baja.

Para cualquiera que resulte ganador de la segunda vuelta en diciembre entre el exmandatario conservador Sebastián Piñera y el oficialista Alejandro Guillier, el equilibrio de fuerzas en el Congreso sería una piedra en el zapato.

Una de las sorpresas fue la irrupción del novel Frente Amplio, un bloque de izquierda que se convirtió en la tercera fuerza política del país con 21 diputados y un senador, cambiando el equilibrio tradicional de una manera que no favorece a Piñera.

El Frente Amplio apoyó a la candidata Beatriz Sánchez en los comicios presidenciales, donde alcanzó el tercer lugar con una sorpresiva votación del 20 por ciento.

Piñera, un multimillonario de 67 años, ha prometido que corregirá las reformas en marcha de la saliente Michelle Bachelet, duplicará el crecimiento económico y dejará al mayor productor mundial de cobre a las puertas del desarrollo.

Del otro lado del ring, Guillier -periodista y senador apoyado por los partidos de izquierda de la coalición gobernante- aboga por continuar y profundizar las reformas impulsadas por la actual mandataria.