Lamenta Alejandra Frausto venta de piezas prehispánicas en Francia

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, febrero 9 (EL UNIVERSAL).- La secretaria de Cultura, Alejandra Frausto, lamentó la venta del patrimonio arqueológico mexicano, luego de que Christie's llevó a cabo la subasta "Quetzalcoatl: serpent à plumes", donde 29 piezas prehispánicas recaudaron alrededor de un millón 200 mil euros, poco más de 31 millones de pesos.

En la subasta que se llevó a cabo en París, Francia, estaban anunciadas 40 piezas, de las cuales, 33 habrían sido elaboradas por culturas que habitaron el actual territorio mexicano, como los mayas, toltecas, mixtecas y azteca.

De esas 33 piezas, y luego de un dictamen elaborado por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), se determinó que tres eran "falsas". Las otras 30 sí fueron catalogadas como originales, aunque sólo salieron a la venta 29, pues el lote 27 fue sacado de la subasta.

Al respecto, Frausto indicó: "Las piezas se vendieron y eso indigna. Se vendieron incluso las falsas. Tendremos que seguir construyendo, de manera diplomática, con el gobierno francés".

La funcionaria explicó en conferencia de prensa que el tráfico de bienes no es novedoso, pero ahora la legislación permite hacer exhortos. "Es muy hostil en la legislación, sobre todo en la francesa, que la carga de la prueba está situada en la posesión de las piezas. Cuando nosotros hablamos de la carga de la prueba de cómo salió una pieza ilegalmente es muy difícil que México pueda probar en qué momento salió una pieza, bajo qué condiciones y cómo salió, porque es un tema de tráfico ilegal o de coleccionistas que hicieron colecciones en una época en donde no existía ni siquiera una ley al respecto. De modo que los exhortos ayudan a dar visibilidad", indicó.

Y añadió: "El punto de batalla es ir evidenciando las buenas prácticas y mostrando cómo sí hay forma de cambiar. Con lo que hemos recuperado esperamos hacer una exposición más grande. Ya hicimos una sobre los 594 exvotos, pero hay otras piezas, igual de importantes, que han llegado a México". La cuales, precisó, suman 3 mil 500 piezas.

Frausto insistió en que continuará trabajando de la mano de la diplomacia para lograr mejores resultados y mejores herramientas internacionales que permitan recuperar este patrimonio. "Es parte de nuestra identidad, parte de nuestra historia y parte de nosotros. No lo consideramos, en ningún momento, parte del comercio. Vamos a seguir dando esta constantes batalla hasta obtener un resultado más favorable", atajó.