La fiesta con 'aguas locas' que se convirtió en noticia en México

Imagen tomada de Twitter

¿Te imaginas una fiesta donde haya un contenedor gigante lleno de bebida con alcohol? Es difícil de pensar, pero sí, esto ocurrió en México en una fiesta de jóvenes estudiantes.

Diversos medios de comunicación mexicanos habían informado sobre una intoxicación masiva en una fiesta de más de 70 jóvenes, en la que celebraban un cumpleaños, pero ¿esto fue real?

Los sitios informaron que en el salón de fiestas “El Charquito” sobre la carretera libre Guanajuato-Silao, los jóvenes entre 20 y 25  -supuestamente de la Universidad de Guanajuato- llenaron un tinaco con agua de sabor y mezcal (bebida embriagante y comúnmente conocida como “aguas locas”)… para festejar a su amigo, pero tras un tiempo tuvieron que llamar al sistema de emergencia 911, debido a que muchos se empezaron a sentir mal, y en particular una chica que presentaba un grado de ebriedad y no respondía.

Algunos medios afirman que la capacidad del tinaco donde hicieron la mezcla es de 500 litros, por lo que las autoridades al percatarse de los jóvenes en estado inconveniente y el tinaco decidieron suspender el evento.

Los invitados dijeron a los paramédicos que era una fiesta de la escuela, pero el propietario del lugar los desmintió y afirmó que un joven había rentado el salón para celebrar sus cumple.

Pero la verdad es otra. Desmienten intoxicación masiva

El sitio Verne entrevistó al director de Protección Civil de Guanajuato, José Sebastián Barrera, quien desmintió que muchos jóvenes hubieran resultado intoxicados.“La noticia se hizo más grande de lo que fue”.

“Una chica se quedó dormida porque había tomado demasiado. Como no respondía, [los estudiantes] llamaron al servicio médico”. Después de una revisión, el personal del municipio concluyó que la joven se encontraba bien. Llamaron a sus familiares y éstos se la llevaron a casa”.

El funcionario aclaró al sitio informativo “que no hubo ningún caso de intoxicación por algún químico o sustancia dentro del Rotoplas (el contenedor de agua usado para hacer la mezcla de ‘aguas locas’) ” y agregó que “llenar grandes contenedores con alcohol es algo común en las fiestas en el municipio”