La desaparición del guardia de seguridad hispano que enfrentó al atacante de Las Vegas arroja otro velo de misterio sobre su historia

Jesús Campos, el guardia de seguridad del Mandalay Bay que fue herido por Stephen Paddock momentos antes del tiroteo en Las Vegas, desapareció hace 4 días de la habitación del hotel momentos antes de una ronda de entrevistas con diferentes medios de prensa y desde entonces no se sabe nada de él ni de su paradero.

ARCHIVO – Esta foto del domingo 1 de octubre del 2017 muestra a un policía en el bulevar principal de Las Vegas, cerca del hotel y casino Mandalay Bay, durante un tiroteo contra personas reunidas en un concierto de música country, en Las Vegas. (AP Foto/John Locher, Archivo)

David Hickey, presidente del sindicato de Profesionales de Seguridad, Policía y Bomberos (SPFPA) al que Campos pertenece, dijo a la prensa que “no hemos tenido contacto con él. Claramente alguien sabe dónde está”.

La noticia arrojó otro velo de misterio sobre la historia de Campos, cuya presencia antes y durante el tiroteo ha sido objeto de varias teorías y controversias que de hecho llevaron a la policía y al MGM, empresa propietaria del Mandalay Bay, a contradecirse en sus referencias sobre la hora en que éste habría resultado herido a manos de Paddock.

Aunque inicialmente se dijo que el guardia de seguridad había sido atacado a tiros por Paddock a las 9:59 p.m. (hora del Pacífico), el alguacil del condado Clark Joseph Lombardo aclaró que a esa hora Campos intentó romper la barricada que el atacante había montado en la puerta de su habitación, por lo que los disparos hacia él habrían venido después.

A su vez, MGM Resorts distribuyó ese mismo día un comunicado en el que se declaró inconforme con el primer reporte cronológico entregado por las autoridades al público.

La desaparición de Campos ha corrido como la pólvora en la prensa de EEUU, pero este martes MGM Resorts International le ha salido al paso a las especulaciones asegurando que Campos está bien y pide respeto a su privacidad.

La portavoz de la compañía, Debra DeShong, envió un comunicado a la agencia AP en el cual precisa que el guardia de seguridad contará su historia cuando esté listo. Pero aún no se sabe dónde está.

Lo último que se supo del paradero de Campos es que habría sido llevado a un centro de emergencias médicas, sin embargo, el operador de este centro indicó y confirmó que no se tiene registro de su visita.

Según varias entradas en Twitter, la última vez que fue fotografiado en público fue el pasado 10 de octubre aceptando el “Premio de Héroe de la SPFPA” por su valentía en el cumplimiento del deber, en donde aparece apoyándose sobre un bastón.

Conocidos y colegas de Campos lo han descrito como una persona muy privada y amable, y muchos esperan que dé la cara pronto para ser reconocido por sus acciones que han catalogado de heroicas.

Reporte elaborado con información de EFE y AP.

RELACIONADO: Cámara de la policía muestra la tensión durante el ataque en Las Vegas